Se restringió el abastecimiento por inconvenientes en la línea eléctrica de alimentación de energía del Epen. Hacia mañana se prevé normalizar el servicio.

El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (Epas) informó a la comunidad de Cutral Co y Plaza Huincul que debió restringir el suministro de agua potable a las localidades debido a los inconvenientes suscitados en la línea eléctrica de alimentación de energía del EPEN.

Esta situación se inició la pasada semana, con sucesivas caídas de tensión que provocaron la paralización de las bombas del sistema Buena Esperanza.

Luego de gestiones realizadas por el EPEN, se logró abastecer el sistema con energía de una línea de YPF que es capaz de potenciar parcialmente el sistema de agua.

El EPAS informó que trabaja en forma parcial en el sistema de captación, potabilización, transporte y bombeo que alimenta a ambas localidades. Desde el organismo se dispuso racionalizar el recurso realizando cortes programados en el suministro de agua potable de 13 a 18 y de 1 a 6 para recuperar el nivel en las cisternas de reserva.

Por este motivo, instó a la comunidad a realizar un especial cuidado del agua potable durante las próximas horas, evitando grandes consumos, hasta tanto se logre normalizar la situación.

En tanto, el Epen informó que mañana lunes 4, de 12 a 14, personal del organismo realizará trabajos de reparación y conexionado del alimentador que suministra energía al bombeo del EPAS en la comarca petrolera. Durante este lapso, el servicio de energía eléctrica a las comunidades de Plaza Huincul y Cutral Co no se verá afectado.

Precisó que el 31 de diciembre se registró una falla en uno de los alimentadores en la Estación Transformadora Cutral Co que llega hasta un bombeo del EPAS, por lo cual personal del EPEN realizó los trabajos correspondientes para su solución.

En el marco de dicha reparación, y para no retrasar la falta del servicio, se solicitó a la empresa YPF que a través de sus instalaciones se pudiera tomar carga y poder abastecer el bombeo, mientras se encontraba la diferencia de tensión que arrojaba el sistema e impedía el normal suministro.

De esta forma se conectó de manera alternativa el suministro a YPF, el cual tiene cierta limitación de potencia por restricciones operativas propia. Para mañana, y luego de verificar las instalaciones y realizar las adecuaciones que resulten necesarias, el Epen estima proceder a normalizar el suministro de energía eléctrica al bombeo para abastecer completamente las instalaciones del EPAS. Mientras tanto, las autoridades esperan trabajar en conjunto con YPF para resolver las cuestiones operativas y técnicas hacia adelante.