El objetivo fue evaluar la marcha del Programa Provincial de Microcréditos y la importancia del recupero de los fondos para su sostenibilidad.

Referentes de organizaciones que forman parte del Programa Provincial de Microcréditos participaron el viernes pasado de una jornada de trabajo junto a autoridades y técnicos del ministerio de Desarrollo Territorial y del Instituto Autárquico de Desarrollo Productivo (IADEP). El encuentro fue la oportunidad para intercambiar experiencias, analizar las acciones de seguimiento de los proyectos implementados con los créditos otorgados y los niveles de recupero económico, entre otros temas.

María Elba Castillo, integrante de la Asociación Alquimia de Neuquén, comentó que “nuestra asociación integra este Programa desde el año 2011, así que ya tenemos mucho trabajo en esto. Nosotros específicamente nos encargamos de contactar al emprendedor, hacemos el trabajo de barrio, de campo. Le ayudamos a reunir toda la documentación para ser sujeto de crédito, lo ayudamos en el armado del proyecto y luego nos encargamos de hacer un seguimiento y agilizar el recupero de los fondos”.

Por su parte, Darío Carbe, de la ONG AMEP de Senillosa, explicó que “nosotros somos una organización relativamente nueva en esto. La localidad de Senillosa es una de las más golpeadas con el tema del trabajo, así que esto posibilita que personas que actualmente se encuentran desocupadas o que no tengan acceso al sistema financiero puedan desarrollar un pequeño emprendimiento y, por sí solas, obtener un trabajo de forma independiente y llevar el dinero para el sustento de la familia”.

Asimismo, el secretario Técnico del Programa, Eduardo Domínguez, consideró que “el seguimiento de los créditos otorgados y el acercamiento a los productores es muy importante para el crecimiento de esta línea y para esto, la presencia de las instituciones es muy importante”.

Sobre el programa

El Programa Provincial de Microcréditos se encuentra contemplado en la Ley 2620, cuya autoridad de aplicación es el ministerio de Desarrollo Territorial. Desde su creación, en el año 2010, lleva aprobados 635 proyectos, y lleva entregados 2.500.000 pesos en microcréditos que tienen como destino el financiamiento de diversos emprendimientos urbanos y los fondos son aportados por el IADEP.

En su funcionamiento intervienen instituciones de microcréditos, organizaciones sin fines de lucro encargadas de contactar y captar emprendedores interesados en acceder a los créditos y, posteriormente, brindar asistencia para la elaboración de los proyectos y reunir la documentación necesaria. También realizan el seguimiento de cada emprendimiento beneficiado y los índices de recupero económico.