Es por la proximidad de las fiestas de fin de año. Serán destinados a las familias en situación de vulnerabilidad y a comunidades mapuche.

El gobierno provincial, a través del ministerio de Desarrollo Social, puso en marcha el operativo 2013 para la distribución de 36 mil cajas navideñas en todo el territorio neuquino. Los módulos, que fueron diseñados y ensamblados con mano de obra local, contienen elementos típicos de la mesa de fiestas de fin de año.

El ministro de Desarrollo Social, Alfredo Rodríguez, aseguró oportunamente que se trata de un nuevo esfuerzo que la Provincia hace, particularmente enfocado en los sectores más vulnerables, para que las todas las familias neuquinas puedan festejar la Navidad y el Año Nuevo como es tradición.

Al igual que año pasado y a pedido del gobernador Jorge Sapag, distribuiremos 36 mil módulos navideños, para que muchos pobladores puedan compartir en familia estas fiestas. De ese total, 10 mil cajas serán distribuidas en comunidades mapuches del interior, según informó el ministro.

Este año, la financiación para las canastas navideñas que repartirán proviene del Instituto Provincial de Juegos de Azar y del Plan Alimentario firmado recientemente con Nación. De este modo, los fondos aportados por Provincia costearán 22 mil módulos y el resto se afrontará con lo enviado por el gobierno nacional.

Las tareas de coordinación para la distribución de los módulos se iniciaron hace quince días, mediante reuniones mantenidas por el ministro Rodríguez, el subsecretario de Gobiernos Locales, Alex Tarifeño y los intendentes y presidentes de comisiones de fomento de la provincia.