Finaliza el proceso de renegociación de concesiones petroleras

junio 22, 2009

Lo informó el gobernador ayer, en una conversación con periodistas. Destacó que fue un acierto haber planteado el tema antes de que surgiera con fuerza la crisis internacional. También indicó que insistirá ante Nación en mejorar los precios del gas y petróleo en boca de pozo.

Gobernador Jorge Sapag.-

El gobernador Jorge Sapag informó ayer que, con el contrato que se firmó con Entre Lomas, está prácticamente finalizado el proceso de renegociación de concesiones hidrocarburíferas. Añadió que plantear las prórrogas antes de que se desatara la crisis económica internacional fue una decisión acertada. “Algunos empresarios me han manifestado que, si la crisis hubiera sobrevenido antes, quizá no se hubieran firmado muchos contratos de extensión porque no hay financiamiento”, comentó.

El mandatario provincial hizo estas declaraciones este lunes, al concluir el acto de nombramiento de la sala A de acuerdos de la Casa de Gobierno como “Bartolomé Laffitte”, en homenaje al ex secretario General de la Gobernación durante cuatro períodos.

Al ser consultado sobre si el acuerdo con Entre Lomas era el último contrato de extensión de concesiones de áreas hidrocarburíferas, Jorge Sapag respondió afirmativamente y explicó: “Apache, Panamerican y Entre Lomas son los últimos y Capex, la última tanda de cuatro”.

Luego, como balance del proceso de renegociación de las concesiones, opinó que “fue muy importante desde el punto de vista de dar certezas hacia adelante para que haya inversiones”. Recordó que la planificación de las extensiones de los contratos se produjo “antes de la crisis mundial” en un momento “en que el petróleo estaba a 140 dólares y el gas estaba casi en 10 dólares, el de Bolivia”. Por eso, agregó, “algunos empresarios me han manifestado que, si la crisis hubiera sobrevenido antes, quizá no se hubieran firmado muchos contratos de extensión porque no hay financiamiento”.

Indicó que, ante la actual escasez de recursos en el mercado financiero, la prórroga de las concesiones petroleras “da previsibilidad” al sector privado. Añadió que a esta ventaja se suma la reciente reglamentación de la ley nacional de inversiones, que le asegura a los empresarios petroleros “la posibilidad de tener recupero anticipado del IVA y amortización acelerada de Ganancias en todos los proyectos que son de Energía Plus, Gas Plus, Refino Plus y Petróleo Plus”.

“Todos estos proyectos pueden presentarse y todas las inversiones que se hagan van a gozar de beneficios fiscales, como Chihuido y la inversión en la térmica de Loma La Lata, el ciclo combinado”, precisó.

No obstante, señaló, aún está pendiente el acuerdo con el gobierno nacional para mejorar el valor de boca de pozo del gas y el petróleo. “Es el nuevo desafío que tenemos, porque ese valor va a acelerar las inversiones y además va a mejorar los ingresos de la provincia de Neuquén”, declaró.

Mejores precios y mayores regalías

El gobernador remarcó que es necesario “trabajar mucho con Nación, con las empresas petroleras y con el sindicato, para que un buen precio boca de pozo garantice las fuentes de trabajo, las inversiones y los ingresos en la provincia del Neuquén a precios justos”.

Anticipó que esas gestiones se reanudarán “fuera de tiempos electorales, para que no se hagan especulaciones ni haya confusiones”. De todos modos, subrayó, “tenemos muy claro lo que tenemos que pedir y esto vale para todas las provincias productoras”.

En caso específico del petróleo, manifestó, “la preocupación nuestra es que las destilerías están tomando el precio del surtidor, del combustible, o sea, de los derivados, y hacen la cuenta hacia atrás para determinar el valor boca de pozo”.

Luego aclaró que, aunque en los mercados internacionales está a 70 dólares el barril de crudo, en la liquidación de regalías que percibe Neuquén el valor reconocido por esa unidad sigue oscilando entre 40 y 47 dólares. De todos modos, indicó, “en el petróleo estamos muy cerca de los valores que nosotros pretendemos”. Dijo que un valor de 50 dólares por barril sería “un buen precio” si a ello se le suma el otorgamiento de “cupos como se está dejando a los cereales, de libre exportación a valor libre”.

Respecto de la producción gasífera, planteó que “tenemos que trabajar muchísimo porque hay una diferencia enorme” y mencionó, como ejemplo, que el gas de Loma La Lata “se llega a vender hasta en 50 o 60 centavos de dólar el millón de BTU contra 5 dólares que está hoy (la liquidación a) Bolivia”.

Como contrapartida, recordó que la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa) reconoce hoy un precio “de 4,10 dólares para el gas plus de arenas compactas y va a pagar alrededor de dos dólares el gas nuevo que se inyecte en el Neuba I y Neuba II”. Sin embargo, recalcó que aún así hay que mejorar los valores y argumentó: “dos dólares tampoco es un valor extraordinario porque (el gas) se usa mucho en las termoeléctricas, donde para generar con fuel (oil) sale el doble de precio que un gas de 4 dólares; o sea, que con el gas de 4 dólares todavía se ahorran ahí el 50 por ciento Nación de estar subsidiando el fueloil o el gasoil”.