Con esta incorporación, ya son 34 los municipios que desarrollan acciones de promoción de la salud.

Este jueves 7 de julio se desarrolló en Buta Ranquil una jornada dedicada a la estrategia provincial de Municipios y Comunidades Saludables (MyCS). La actividad estuvo coordinada por el director de Salud Colectiva, Facundo Cornejo y la referente del programa MyCS a nivel local, Elida Vázquez.

“Con una activa participación se realizó la jornada de ingreso a la estrategia provincial que propone desarrollar acciones de promoción de la salud en cada territorio municipal, con el liderazgo político local y la participación de la comunidad”, resumió Cornejo.

Asimismo, destacó que “ante la nutrida concurrencia local, el intendente de Buta Ranquil, Hugo Salazar, firmó la carta de adhesión al programa nacional-provincial-municipal, y las instituciones presentes eligieron a sus representantes para participar de la Mesa de Trabajo Intersectorial (MTI) que propone la estrategia como modalidad de gestión de las problemáticas socio-sanitarias de la localidad”.

En la reunión estuvieron presentes más de 70 representantes de instituciones locales entre ellas el hospital; escuelas de enseñanza inicial, primaria y media; Centro de Educación Física; Instituto de Formación Docente; policía, iglesias, grupos de tercera edad, el Concejo Deliberante, municipio, y organizaciones no gubernamentales; el intendente Hugo Salazar; la directora del hospital, Eugenia Botti; el presidente del Concejo Deliberante, Pedro Cuyul;  y el referente por el hospital para el programa, Ramiro Aciar.

Con este nuevo ingreso la provincia del Neuquén suma el municipio número 34 a esta estrategia de avanzar de manera continua y sustentable hacia la mejora de la gestión de la promoción de la salud en el nivel local como política pública.

Ciclo para ser Municipio Saludable

En un primer momento el municipio debe comprometerse a trabajar por la mejora de la salud de su comunidad en el marco del programa, y allí se transforma en Municipio Adherente. Luego se comienza a avanzar en la calidad de los procesos de gestión en salud, el desarrollo de capacidades institucionales en el nivel local y la sustentabilidad de políticas públicas sanitarias integrales y equitativas.

La siguiente instancia es ser Municipio Titular, para lo que se designa un referente, se conforma una Mesa de Trabajo Intersectorial (MTI) y se reciben capacitaciones desde el programa.

El ciclo continúa con la acreditación como Municipio Responsable en Salud. Para alcanzar esta denominación se debe demostrar el conocimiento sistemático y consensuado acerca de las problemáticas de salud expresadas en el Análisis de Situación de Salud Local (ASSL); deben contar con una Sala de Situación de Salud Local (SSSL) en funcionamiento; implementar proyectos y realizar una autoevaluación que brinde un diagnóstico actualizado.

Para finalizar, el proceso de autoevaluación se convoca a la Organización Panamericana de la Salud (OPS) para que realice una evaluación externa que apruebe el informe (diagnóstico actualizado) presentado por la MTI y rubricado por el intendente, dando paso a la acreditación como Municipio Responsable en Salud.

Por último, para ser Municipio Saludable se deben obtener resultados positivos en la modificación de los factores que determinan y condicionan negativamente la situación de salud colectiva.