Desde el EPEN informaron el cronograma de actividades previstas para el inicio de noviembre.

El Ente Provincial de Energía del Neuquén (EPEN) anuncia la suspensión, hasta nuevo aviso, de los trabajos de mantenimiento programados para el próximo jueves y viernes, que iban a afectar la demanda eléctrica del norte neuquino.

Asimismo, desde la Unidad de Servicios de la Regional Norte del EPEN explicaron que se realizarán trabajos de mantenimiento a lo largo de 30 kilómetros de la línea de media tensión 13,2 kilovatios Buta Ranquil–Barrancas y en la zona de Chos Malal. Será desde mañana jueves y hasta el día martes inclusive.

Las tareas afectarán un sector rural y un barrio de Chos Malal, Taquimilan y los consumos rurales de Barrancas; la localidad de Ranquil Norte, Mendoza, se verá afectada. En el último caso, los servicios esenciales y el casco urbano céntrico de Barrancas, serán alimentados con reserva fría, es decir, equipos de generación instalados en el lugar.

De acuerdo al cronograma, el jueves 1 de noviembre de 13 a 18, saldrá de servicio el alimentador N°1 que afectará a la zona rural de Chos Malal y la localidad de Taquimilan durante dicho lapso. Se realizarán tareas de colocación de nuevo equipamiento.

El viernes 2 de noviembre de 13 a 18, por trabajos en media tensión, subestación transformadora y poda, quedará afectado el servicio al barrio Uriburu en Chos Malal y paraje La Salada.

El sábado 3 de noviembre de 15 a 20; domingo 04 de 8.30 a 12 y 15 a 20; lunes 5 de 08.30 a 12 y 15 a 20; martes 06 de 08 a 12, quedará afectado el servicio a sectores rurales de Barrancas, según lo detallado previamente.

Los trabajos en la Línea de Media Tensión 13,2 kV Buta Ranquil – Barrancas, consistirán en la colocación de riendas, tensado y cambio de cadenas de retención a lo largo de 30 kilómetros.