Se desarrollará en el Museo Nacional de Bellas Artes hasta el sábado. Participan bodegas de la industria vitivinícola de la provincia.

Conferencia de Mariano Gaido, Leandro Bertoya y Omar Gutiérrez

El gobernador Omar Gutiérrez encabezó junto al intendente de la ciudad de Neuquén, Mariano Gaido, la apertura de la Feria de Vinos de Neuquén que se realizó esta tarde en el Museo Nacional de Bellas Artes (MNBA).

La feria busca repetir los éxitos de otras convocatorias y fomentar el consumo de vinos de la región neuquina, facilitando un vínculo directo entre las bodegas y sus consumidores, además de acercar la propuesta de la gastronomía local. Se extenderá hasta el sábado a la medianoche y contará con la participación de las bodegas más representativas de la industria vitivinícola de la provincia.

 

Durante la apertura Gutiérrez se refirió a la Feria del Vino como continuidad de los espacios de encuentro de la Feria del Libro y destacó el trabajo en equipo de junto a los municipios.

De la actividad participó también el intendente de San Patricio del Chañar Leandro Bertoya, a quién Gutiérrez destacó “por sumarse, comprometerse a poner en valor nuestras riquezas. Porque sin lugar a dudas que nuestras riquezas naturales como son la elaboración de los vinos, permiten ampliar nuestra matriz, también de la mano de este gran eslabón que es el turismo”, señaló.

Durante la jornada se anunció también que en abril de 2022, la ciudad Neuquén realizará la Fiesta de la Vendimia. Incluirá una propuesta similar a la Fiesta de la Confluencia que promocionará a los productores, a los artistas y la gastronomía neuquina.

Por su parte, el intendente Gaido reiteró el permanente acompañamiento de la provincia para llevar adelante todas estas propuestas y agradeció a los bodegueros y empresas “que llevan adelante la actividad de difundir los productos neuquinos”.

En esta línea enfatizó la intención de potenciar la economía privada, a partir del estado municipal y señaló: “la ciudad de Neuquén viene a apoyar, a acompañar a quienes producen vinos neuquinos, quienes una vez y otra vez apuestan por nuestra provincia como nuestra ciudad, así que invitar a todos los vecinos y vecinas a que vengan al museo”.

Bertoya agradeció la posibilidad “de darle a los productores del interior de la provincia de mostrar el trabajo, el esfuerzo, el tesón de nuestros hombres de la vitivinicultura. Creo que tenemos el enorme desafío, en esta que es la ciudad más importante de la Patagonia, de construir, una agenda turística en la región con el vino, con la gastronomía y con nuestros artistas”.

Como novedad la propuesta de este año, se realiza en el centro neuquino y al aire libre y con el resguardo de una globa donde estarán situados los stands de las bodegas, carritos gourmet, shows en vivo y degustaciones.

En la parte externa se ubicará el sector gastronómico donde se dictarán tres Masterclass donde explicarán el uso del vino en los procesos, y otras dos más en vivo con cocción de platos.