El gobernador lo anunció esta mañana, al participar de los festejos por el Día del Niño y luego de compartir un desayuno con el personal y los pequeños del Centro de Desarrollo Infantil Ruca Cayún de ese sector de la ciudad de Neuquén.

El gobernador Omar Gutiérrez visitó esta mañana el Centro de Desarrollo Infantil (CDI) Ruca Cayún ubicado en el barrio Villa Ceferino de la ciudad de Neuquén y compartió con el personal y las niñas y niños un desayuno por los festejos del Día del Niño. Fue en esta ocasión que el mandatario provincial comprometió la realización de una cancha de césped sintético en los próximos meses, donde hoy se encuentra la canchita de fútbol del barrio, frente a la institución, en Combate de San Lorenzo y Ramón Alarcón.

Estuvieron presentes los ministros de Trabajo, Desarrollo Social y Seguridad, Mariano Gaido y de Salud, Ricardo Corradi Diez; el director general de los Centros de Desarrollo Infantil, Claudio Negrín; la encargada del establecimiento Ana López; personal del centro y los 54 pequeños de 45 días a cuatro años que concurren a diario al CDI.

Gutiérrez obsequió a los niños y niñas juguetes, juegos didácticos, pelotas, televisores y un equipo de sonido nuevo. Además, tuvo palabras de “agradecimiento y felicitaciones para todos los que aquí trabajan a diario, brindando amor, contención, cuidados y cariño a estos pequeños”.

El gobernador destacó al personal que “dedica su vida al cuidado de los chicos y por ello es de vital importancia la función social del centro, dado que facilita que padres y madres puedan trabajar o estudiar, pudiendo dejar sus niños al cuidado de la institución”.

Luego de confirmar la ejecución de la cancha de césped sintético, Gutiérrez indicó que “estos centros son una escuela de vida”, porque “acá se les enseña a estos chiquitos a vincularse, integrarse y conocerse; y al mismo tiempo ustedes -los encargados- se alegran y regocijan con cada paso que dan estos niños y niñas”.

Valoró la tarea de los agentes “porque se convierten -por unas horas y cada día- en los papis y las mamis de los chicos. Son 24 agentes entre educadoras, personal de cocina, limpieza y mantenimiento que dedican su vida al cuidado de los chicos y por ello es de vital importancia la función social del centro, dado que facilita que padres y madres puedan trabajar o estudiar, pudiendo dejar sus niños al cuidado de la institución”.

Al difundir la concreción de la cancha sintética, el gobernador sostuvo que “servirá a todos los chicos del barrio Villa Ceferino y también para estos pequeños que hoy están en este centro de cuidados, para que cuando crezcan le puedan decir no a la droga y al alcohol de la mano del deporte, la cultura, la educación y el trabajo, que son los motores del desarrollo de una sociedad”.

Ana López, como encargada del CDI, agradeció la presencia del gobernador y de los ministros, así como los regalos recibidos. Destacó “lo importante que resulta para nosotras, que nos desempeñamos aquí desde las primeras horas de la mañana hasta las 16, poder mostrar a las autoridades que nos visitan el trabajo que desarrollamos a diario y comprobar cómo se encuentran las niñas y niños en el acontecer diario”.

El gobernador compartió un momento recreativo con el personal y los pequeños del CDI.