Así lo se expresó el ministro esta mañana durante el acto conmemorativo al cumplirse dos años del asesinato del sargento Aigo, caído en cumplimiento de su deber.

El ministro de Coordinación de Gabinete, Seguridad y Trabajo, Gabriel Gastaminza, participó esta mañana del acto al cumplirse dos años del fallecimiento del sargento ayudante José Eduardo Aigo.

El acto se realizó en las dependencias de la División de Tránsito Rural, en el acceso a la localidad, con la presencia de autoridades de la fuerza policial, funcionarios de la localidad de Junín de los Andes y familiares del efectivo policial.

Durante su discurso, el ministro de Coordinación de Gabinete, saludó a los familiares del policía asesinado y expresó su pesar por tan significativa pérdida para la fuerza policial de la provincia y la sociedad.

Gastaminza manifestó que Aigo “es un héroe, caído en el cumplimiento del deber, es un policía ejemplar, un funcionario público que dio la vida por la sociedad, por la vida y por la seguridad de todos nosotros, que dio la vida para que tengamos paz social”.

“Hoy nos encuentra a todos profundamente conmovidos en un nuevo aniversario de este cobarde asesinato y obviamente pedir entonces justicia”, y agregó “porque uno siente “impotencia de cómo sucedió todo, mucha impotencia porque asesinaron impunemente a una persona de bien”, señaló el ministro.

Y aseguró que “en esto permítanme reiterarles mi firme acompañamiento, siempre nos van a encontrar luchando al lado de ustedes, por justicia, por atraparlos, y por que estas personas cumplan la pena que deben cumplir por su asesinato”.

Gastaminza dijo que “tenemos que trabajar por la gran mayoría de la ciudadanía que son gente honesta, gente trabajadora, gente que está al amparo de la ley. Creo que para eso la sociedad nos puso en este rol de funcionarios públicos”.

Finalmente, el ministro se refirió a un reciente hecho de abuso registrado en San Martín de los Andes, y donde el delincuente fue apresado rápidamente por la fuerza policial. Gastaminza señalo que “gracias al rápido accionar de fiscales y jueces que actuaron en consecuencia, esta persona hoy espera su juicio entre rejas, y no caminando por las calles y poniendo en peligro a la sociedad”.

Además aprovechó la oportunidad para recordar que sigue vigente la recompensa de 50 mil dólares por cualquier dato que se suministre sobre los asesinos y aseguró que “la medida va a seguir vigente hasta tanto encontremos a los asesinos de Aigo”.

José Eduardo Aigo

El sargento ayudante José Eduardo Aigo, se desempeñó –en el último período- en la División Tránsito Rural y Abigeato de la Brigada Rural de la localidad de Junín de los Andes.

El suceso que terminó con su vida se produjo en las primeras horas de la madrugada del 7 de marzo del 2012, sobre la ruta 23 en el paraje Pilo Lil, aproximadamente a 50 kilómetros de la localidad de Junín de los Andes. José Aigo, falleció como consecuencia de un ataque con arma de fuego, en momentos en que desarrollaba tareas de control en caminos rurales.