Desde el EPAS se informó que una empresa privada contratada por la municipalidad removió y rompió las partes superiores de tres bocas de registro en la calle Cayastá.

El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) informó que una empresa privada contratada por la municipalidad de Neuquén removió y rompió las partes superiores de tres bocas de registro en calle Cayastá, desde Zeballos, en el Oeste de la ciudad.

A su vez, se encontraron piedras en el interior del pozo -por el movimiento de suelo que está realizando la empresa privada en el Oeste-, debido a los reclamos de los vecinos del sector por estas irregularidades, que provocan que al estar las cámaras tapadas no circulen los líquidos domiciliarios por las redes.

Desde el EPAS se comunicó que el trabajo tomará dos turnos completos, para que todo vuelva a estar en condiciones operativas. Además, se reprogramarán las tareas que se deben realizar en diferentes sectores del Oeste.