El estudio de la presencia del virus SARS-CoV -2, en las aguas residuales es una herramienta eficaz para anticiparse al coronavirus. En la ciudad de Neuquén se realiza desde fines de junio. 

Días atrás se realizó en la ciudad de Neuquén una nueva campaña del Programa “Monitoreo en Aguas Residuales en contexto COVID- 19- Muestreo de SARS- Cov-2”, a efectos de determinar la concentración viral del virus en las aguas residuales.

Se trata de un trabajo en conjunto entre la subsecretaría de Recursos Hídricos –dependiente del ministerio de Energía y Recursos Naturales-; el Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS), el Ministerio de Salud de la Provincia del Neuquén (Laboratorio Central de la provincia del Neuquén)y el Ciati.

La epidemiologia basada en las aguas residuales es una metodología relacionada con la extracción, análisis, procesamiento de datos e interpretación de biomarcadores excretados en heces y orina en las aguas residuales, que provee una comprensión comunitaria de la información en salud y tiene gran potencial para la prevención, detección temprana, seguimiento y monitoreo de brotes de enfermedades infecciosas de importancia para la salud pública.

En base al avance epidemiológico actual del virus en la ciudad de Neuquén, se decidió iniciar un monitoreo sistemático en puntos estratégicos de la ciudad, a fin de intentar una detección temprana de un potencial incremento de casos en la población, utilizando los efluentes cloacales como biomarcadores epidemiológicos.

Para ello, y en virtud de la distribución de la población, y de las zonas con mayor cantidad de casos, se definió el muestreo del efluente cloacal crudo. Por ende, las muestras – levantadas por personal de la dirección de Fiscalización Hídrica-, se hicieron en pozos de bombeo de la red cloacal, en el ingreso y salida de la Planta de Tratamiento de Efluentes Cloacales Tronador, y en el río Limay aguas abajo del vertido de la misma.

Cabe destacar que la Gerencia de Control de Calidad y la Gerencia de Saneamiento del EPAS, fue la encargada de coordinar toda  la logística necesaria para proceder al muestreo del efluente cloacal.

Las muestras de cada sitio fueron remitidas al laboratorio CIATI AC para su concentración y extracción viral, las cuales luego son enviadas al  laboratorio Central de Salud de la Provincia del Neuquén para que, mediante la metodología específica, efectúe la determinación de virus SARS-CoV -2.