En el encuentro establecieron pautas para iniciar un trabajo conjunto.

El ministro de Ciudadanía, Gustavo Alcaráz se reunió esta mañana con Adrián Urrutia, representante de La Mesa por la Igualdad Neuquén, organización de lesbianas, gays, bisexuales, travestis y transexuales. Del encuentro participó la subsecretaria de Derechos Humanos, Alicia Comelli. El objetivo de la convocatoria consistió en conocer el trabajo de la organización y establecer pautas para iniciar un trabajo en conjunto.

Alcaráz señaló que durante el encuentro Urrutia detalló el trabajo que realiza la Mesa y las perceptivas de trabajo en conjunto que se pueden establecer dentro del ministerio de Ciudadanía, con líneas de participación que permitan construir un espacio hacia dentro de las estructuras del Estado.

“Esta es nuestra primera reunión, es interesante que sea en el primer día de la gestión, como armando en la oficina la inclusión y la igualdad de las personas desde una mirada integral. Creemos que debemos estar haciendo jornadas, programas con la participación de sectores que necesitan otra mirada en la construcción cotidiana”, indicó.

Por su parte, Urrutia recordó que en marzo pasado se reunieron con el entonces ministro Omar Gutiérrez, “quien comprometió que en caso de ser gobernador electo, desde el Estado se generarían políticas públicas para el colectivo del LGBT”.

“Para nosotros ser convocados en esta reunión habla del cumplimiento de la palabra. Nos recuerda cuando en 2006 el presidente Néstor Kirchner llamó a las organizaciones de diversidad sexual a la Casa Rosada, la primera vez que ingresábamos oficialmente como organización a plantear nuestras demandas. Que hoy el nuevo gobierno a través de Gustavo Alcaráz nos convoque para saber cuáles son nuestras demandas lo vemos provisorio”, manifestó Urrutia.

Luego destacó que desde 2013 “se pudo avanzar en el matrimonio igualitario, diversidad de género, derogación de los códigos contravencionales, ley de educación integral y que ahora falta el acceso a la igualdad real, que sin duda hace falta decisión política, que el Estado este presente”. Ejemplificó que en todas las escuelas de la provincia del Neuquén debería implementarse la ley de educación sexual integral, sobre todo los párrafos que hablan de lo que es la persona travesti, gay o lesbiana.

Comelli indicó que “nos parecía importante que un área como es Derechos Humanos, que en la provincia no ha tenido una fuerte presencia institucional en materia de diversidad de género, se encauce a través del ministerio. Queremos fuertemente dar una impronta que se traduzca en promoción de derechos de todo el Código Civil, que está impregnado de una visión de apertura y perspectiva diferente”.

Antes de finalizar, Comelli resaltó que el objetivo de la reunión fue armar una agenda que comprenda una visión de perspectiva de género inclusiva, abierta, que no discrimine y en la que el Estado asuma la delegación que le corresponde.