Así lo anunció el gobernador Gutiérrez hoy, en referencia a la pavimentación de la ruta provincial 67 y la ruta 7 en la intersección con la ruta 51. Se trata de obras claves para mejorar el tránsito entre las ciudades de la Confluencia y el corredor hidrocaburífero de Vaca Muerta.

Audio del gobernador Omar Gutiérrez

Dos obras viales muy importantes para la transitabilidad en la región Confluencia avanzan a muy buen ritmo y se prevé su culminación antes de que finalice este año. Se trata de la duplicación de calzada en la ruta provincial 7 –desde Centenario hasta la intersección con la ruta 51 que va a Mari Menuco- y la ruta provincial 67 que permite derivar el tránsito pesado que circula desde y hacia la zona hidrocarburífera.

Así lo anunció el gobernador Omar Gutiérrez al tomar contacto hoy con los medios durante la inauguración de asfalto en un barrio de la ciudad de Neuquén. “Es muy importante que este año, en noviembre-diciembre, termine de asfaltarse la ruta provincial 67 junto con la ruta provincial 7 en la intersección con la ruta 51, con lo cual toda la conexión del nodo logístico de la Confluencia va a estar finalmente asfaltado”, precisó.

El mandatario provincial recordó que ya está funcionando la rotonda de San Patricio del Chañar, se inauguraron los primeros 11 kilómetros de asfalto en la ruta 67 que vincula Neuquén capital con Vaca Muerta y quedó habilitado recientemente el tramo de la autovía entre Plottier y Arroyito.

“Estas obras son muy importantes para seguir dándole jerarquía a la ciudad de Neuquén en esta transformación que está llevando adelante Mariano (Gaido)”, afirmó.

Ruta 51