Debido a los trabajos de los equipos operativos y las mejoras en las condiciones climáticas, las rutas recuperan la transitabilidad. En la ruta 22 el tramo Challacó permanecerá intransitable hasta nuevo aviso.

Luego de las precipitaciones que se registraron durante la jornada del domingo y lunes, la transitabilidad en rutas vuelve de a poco a normalizarse debido a que mejoran las condiciones climáticas y los equipos operativos de diversos organismos trabajan incesantemente en los tramos más afectados.

Por el momento continúa intransitable la ruta nacional 22 en Challacó y se prevé su habilitación al tránsito en cuanto se puedan garantizar las condiciones de seguridad vial. Por otro lado, el tramo entre Plottier y Senillosa se encuentra habilitado con extrema precaución debido a la presencia de agua sobre la calzada y banquinas.

La ruta nacional 237 en el tramo Picún Leufú-Piedra del Águila se encuentra habilitada desde la mañana con precaución por agua sobre la calzada. En este mismo punto, desde Picún Leufú hacia Plaza Huincul también se encuentra transitable con precaución la ruta provincial 17.

Por su parte, la ruta provincial Nº 7 está transitable con precaución en el tramo Neuquén- Centenario y también en la zona del Badén de Carranza -que había quedado ayer intransitable para vehículos livianos-, y Cortaderas.

En el empalme de las rutas 7 y 5 se solicita transitar con precaución ya que hay presencia de equipos viales operando en la zona y banquinas con baja adherencia por barro; y en la zona de Cortaderas se indica precaución por presencia de barro sobre la calzada.

A los conductores en general se les solicita transitar con precaución teniendo en cuenta que si bien las rutas han sido habilitadas tomará tiempo normalizar el estado de las mismas. Se recomienda no superar velocidades máximas, respetar distancias de frenado entre vehículo y vehículo, y llevar luces bajas encendidas.