El gobernador Sapag y el intendente Roberto Cacault presidirán mañana la ceremonia, que se desarrollará desde las 11 en el Centro de Convenciones Arrayanes.

La comunidad de Villa La Angostura festejará mañana un nuevo aniversario de su fundación, junto con el gobernador Jorge Sapag, el intendente Roberto Cacault, vecinos, autoridades provinciales y municipales e invitados especiales.

La ceremonia por el 82º aniversario comenzará a las 11.30 en el Centro de Congresos y Convenciones Arrayanes, pero la recepción de autoridades y banderas de ceremonias de las escuelas e instituciones se realizará a partir de las 11 en el mismo salón de convenciones.

Anuncio de obras

De cara a los festejos, el intendente Roberto Cacault destacó las obras de infraestructura que se enunciarán en el aniversario, así como las gestiones que se realizan para incorporar nuevas soluciones habitacionales “que permitirán sumar 430 casas a través de un canje de tierras”.

También se refirió a la adquisición de un mamógrafo para el hospital local “y la gestión de un fondo para construir un centro de diálisis en terapia intermedia con la intención de brindar cada vez más y mejores servicios”.

En materia turística, el jefe comunal destacó la ocupación del 92 por ciento que se alcanzó en el verano pasado y adelantó que para la temporada invernal que se aproxima “vamos a sacar un gran cúmulo de ofertas junto con el sector privado, donde la Asociación de Hoteles aportará 150 noches y Cerro Bayo alrededor de 300 pases”.

Con la intención de sumar visitantes, se “harán promociones en el Alto valle y en otros puntos de la Patagonia”, indicó Cacault y estimó que el año pasado la localidad recibió ingresos por 60 millones de pesos en concepto turístico.

Otras estrategias de atracción para el resto del año están conformadas por la prueba atlética K42, que el año pasado convocó a más de 1.700 deportistas de diferentes categorías que transitan por circuitos con diversos niveles de complejidad. También, subrayó las actividades que se realizan en el Centro de Congresos y Convenciones Arrayanes.

Sobre las acciones de seguridad ciudadana, el funcionario se refirió al sistema de monitoreo mediante las cámaras instaladas en puntos estratégicos de la localidad. Se trata de 22 dispositivos “que sumado al trabajo conjunto con las comisiones vecinales y la policía permite establecer acciones para fortalecer la prevención en las calles de la ciudad”.

Sobre el II Encuentro de Tecnologías en el Ámbito Público que tendrá lugar luego del aniversario, el funcionario manifestó que es un evento de categoría y agregó que “no perdemos la ilusión de tener un pueblo tecnológico que sea compatible con el auge del turismo y sus especificaciones”.

Finalmente, el intendente destacó la plenitud que vive la localidad luego de los trabajos de remediación por la erupción del complejo Puyehue-Cordón Caulle. Al respecto dijo que “se vive con total normalidad, con el orgullo del deber cumplido tanto en lo ambiental como en lo turístico y en el desarrollo económico” y añadió que “hubo un gran esfuerzo pero ya se ven los resultados”.

Antecedentes

Esta pequeña aldea cordillerana, asentada sobre la margen norte del lago Nahuel Huapi, en sus inicios se llamó Agustín Pedro Justo y su fundación data del 15 de mayo de 1932, en que un grupo numeroso de vecinos radicados en la colonia Nahuel Huapi, encabezados por Primo Capraro, Ernesto Jewell, Emilio Frey y otros, labraron el acta fundacional del nuevo pueblo y colocaron la piedra fundamental del edificio de la estación radiotelegráfica General Agustín P. Justo.

En los considerandos del acta, solicitan al gobierno nacional el trazado del pueblo en esa reserva fiscal -dispuesta con ese propósito en 1902-, para permitir que se establezcan en ella un contingente de pobladores deseosos de formar sus hogares y agruparse en un centro urbano, educar a sus hijos y mantener izada la bandera de la patria.

La conjunción de lagos, bosques y montañas se unen para formar un microclima que propicia las prácticas relacionadas con el turismo. Además, la villa constituye el portal de entrada al Parque Nacional Arrayanes, único bosque natural y virgen de esta especie y fue declarada Municipio Ecológico no Nuclear.