El encuentro se realizó el viernes y sirvió para ultimar detalles en la puesta en funcionamiento de la Línea Nacional 144 de atención telefónica para víctimas de violencia de género en todo el país.

El viernes 14 de este mes se realizó la segunda reunión de Consejeras Federales, encuentro del cual participó la presidenta del Consejo Provincial de la Mujer, Graciela Cardone.

El encuentro contó con la presencia de representantes de todas las provincias y se realizó con el objetivo de consensuar el protocolo de acciones y procedimientos para la puesta en funcionamiento de la Línea Nacional 144 de atención telefónica para víctimas de violencia de género en todo el país.

Desde el Consejo Nacional expresaron que el protocolo “refleja el compromiso de trabajar conjuntamente en la implementación de medidas destinadas a promover acciones integrales de atención, acompañamiento y asistencia a las víctimas de violencia de género en cumplimiento con la Ley Nacional 26.485”.

Por otra parte, durante la reunión, autoridades del Consejo Nacional también hicieron mención al convenio firmado el 5 de noviembre entre el Consejo Nacional de las Mujeres y el Instituto nacional de estadísticas y Censos (INDEC) para desarrollar el Registro Único de Casos (RUC) y recordaron que se pondrá en marcha a partir del 1 de enero del año próximo permitiendo la obtención de un registro y estadísticas a nivel nacional.

Antes del cierre de la jornada se aprobaron por unanimidad los lineamientos del Protocolo de Acción y procedimiento de la Línea Nacional 144 de atención telefónica para las víctimas de violencia de género y se trabajó sobre la misión de los puntos focales, que serán los responsables de articular las acciones de protección y promoción en las distintas jurisdicciones. Está previsto que la línea brinde atención, acompañamiento y asistencia durante las 24 horas los 365 días del año.

Caso Marita Verón

Por último, todas las representantes del Consejo Federal de las Mujeres firmaron un acta sobre lo trabajado en la jornada y un documento repudiando el fallo que absolvió a los imputados en la causa por el secuestro y desaparición de Marita Verón, en el cual expresaron que “tras 10 años de investigación, más de 130 testigos y 10 meses de un juicio que dejó al descubierto el funcionamiento de las redes de trata y explotación de personas, la lucha contra esta violación a los derechos humanos, que cuenta con la impunidad del crimen organizado y la complicidad civil, sufrió un duro retroceso en el ámbito judicial”.

Entre otras afirmaciones también señalaron que “la erradicación de este delito, es un desafío que no admite contemplaciones y necesita del compromiso inclaudicable de todos los poderes del Estado. Sin el compromiso del Poder Judicial, sin la condena a cada uno de los responsables de este crimen aberrante, la lucha contra la trata es estéril”.