El ministro de Producción e Industria, Facundo López Raggi, recorrió ayer el matadero de Loncopué -que ya se encuentra habilitado para funcionar- y presenció una faena de prueba en Aluminé.

El ministro de Producción e Industria, Facundo López Raggi, recorrió ayer el matadero de Loncopué, que ya se encuentra habilitado para funcionar, y presenció la primera faena. Posteriormente, recorrió las instalaciones del matadero de Aluminé, en el que se están realizando las pruebas de faena y ultimando los detalles para que comience a funcionar.

Durante su visita en Loncopué, el ministro destacó “todo el trabajo que se realizó en estas instalaciones, toda la gente que estaba trabajando en el matadero viejo, que a partir de ahora trabajará en este lugar en el que se ha incorporado tecnología, y para el que todavía estamos comprando insumos”. Agregó que “el Control de Ingreso Provincial de Productos Alimenticios (Cippa) dio la habilitación final que se requería”.

En este sentido, aseguró que “es muy importante que difundamos que tenemos este matadero en la zona, porque es de primera línea, con todo el tratamiento de residuos y efluentes como corresponde. El matadero está cerca, en la zona hay estancias grandes, y también pueden utilizarlo los pequeños productores para incorporarse a la faena formal”.

En relación con el matadero de Aluminé, indicó que “está también en una condición bastante similar, está a punto para poder trabajar, sólo faltan algunos detalles para que esté a pleno”. Aseguró que esto permitirá que “todos los productores tengan la posibilidad de acceder a los mercados, pero fundamentalmente, que la gente coma alimentos animales con la sanidad que se requiere”.

Luego de recorrer las instalaciones del matadero y observar el trabajo realizado, agradeció al intendente de Aluminé, Gabriel Álamo, “porque el municipio ha puesto mucho acá, horas de trabajo de su gente, para estar ahora entrando en el ciclo de prueba de la faena”.

Recordó además que “según lo comprometido por el gobernador Omar Gutiérrez, vamos a avanzar rápidamente para que antes del verano puedan tener disponible un camión con cámara de frío para poder trabajar también el tema logístico de distribución que es complementario”.

La intendenta de Loncopué, María Fernanda Villone destacó “la presencia del ministro de Producción e Industria para acompañar a los empleados municipales en la primera faena”, que se realizó en ayer en el matadero de la localidad.

“Estas instalaciones significan un antes y un después para nuestra localidad y para la región de la Cuenca del Agrio, que es cuenca ganadera y que necesitaba este tipo de inversión que ya está en funcionamiento. Estamos todos muy contentos, los empleados principalmente, porque han mejorado mucho las condiciones para realizar su trabajo”, dijo Villone.

Por su parte, el intendente Álamo se manifestó “muy contento, porque hemos resuelto un tema que data de más de 40 años para nuestra localidad y ya estamos probando la faena con la nueva tecnología, con condiciones adecuadas para los trabajadores municipales que son quienes gestionan este matadero, con toda la responsabilidad y el tratamiento que deben tener los residuos y con la perspectiva de trabajar no sólo para la localidad, sino también para todo el departamento”.

La remodelación y ampliación del matadero de Aluminé demandó una inversión total de 35 millones de pesos y cuenta con una capacidad diaria de faena de 15 bovinos, 120 ovinos y 25 caprinos. Su área de influencia se estima en 504.616 hectáreas, y 766 establecimientos productivos.

En tanto, la construcción del matadero de Loncopué demandó una inversión total de 40 millones de pesos y tiene una capacidad diaria de faena de 15 bovinos, 120 ovinos y 25 caprinos. Su área de influencia se estima en 450.611 hectáreas y 1.224 establecimientos productivos.

El equipamiento para ambos mataderos es de origen italiano, de última generación, y los hornos pirolíticos de origen inglés. Además, se prevé el equipamiento de riego por goteo para re uso de efluentes en ambos mataderos.