Se inauguró la muestra de arte Una mujer y sus Circunstancias

marzo 4, 2010

La vicegobernadora inauguró la exposición de pinturas que pertenece a la artista Trinidad Álvarez. Con ella se inició ayer el ciclo cultural Construyendo Identidad, en conmemoración al 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer Trabajadora.

La vicegobernadora de la provincia, Ana María Pechen, presidió en la noche de ayer miércoles, en la sala de ingreso a la Legislatura, el acto de inauguración del ciclo cultural Construyendo Identidad. La muestra se inició con la exposición de 18 obras de la artista Trinidad Álvarez y permanecerá durante todo el mes.

En la ceremonia, Pechen subrayó que “la Legislatura está abierta a las expresiones de arte de los neuquinos” y destacó el trabajo del personal de planta de ese Poder del Estado y la organización que realiza la Unidad de Extensión Legislativa.

También se refirió al rol de las mujeres argentinas en el marco del Bicentenario y ante la proximidad de recordarse -el 8 de marzo- el Día Internacional de la Mujer Trabajadora, al tiempo que tributó un homenaje a la presidenta chilena Michelle Bachelet, por la demostración de coraje frente a la catástrofe que afecta al vecino país tras el terremoto del pasado sábado.

Participaron de la inauguración, el vicepresidente 1º de la Cámara, Carlos González; el subsecretario de Cultura y Deportes de la provincia, Sergio Lüscher y artistas locales.

La muestra de Trinidad Álvarez se denomina Una mujer y sus circunstancias, según definición de la autora, quien reunió trabajos de los últimos seis años. “Expreso con imágenes y en forma metafórica lo que me pasa, puesto que en mí influyen las circunstancias”, explicó Álvarez. Además agradeció la invitación y el espacio de exposición y como gesto de gratitud solicitó que le acepten la donación del cuadro de su autoría denominado Patagonia Rebelde, realizado en alusión a Neuquén. “Es mejor que esté acá, que en mi casa”, concluyó.

Álvarez es profesora superior de Dibujo y Pintura y directora de cine. Se radicó en 1974 en la provincia de Neuquén donde fue propietaria de una casa de fotografía. En 1992 comenzó a dictar clases en la Escuela Superior de Bellas Artes. Obtuvo numerosos premios y realizó muestras individuales y colectivas.