El trabajo representa distintos momentos históricos de Neuquén como la construcción del puente que une Neuquén con Cipolletti, la llegada del primer tren a vapor a la ciudad, la figura de Jaime De Nevares, quien luchó por los derechos de esta sociedad, la ciudad y la naturaleza entre otros hechos.

Audio del ministro de las Culturas, Marcelo Colonna

Audio de la subsecretaria de Derechos Humanos, Alicia Comelli

Audio del dueño de Óptica Wolf, Horacio Wolf

Audio del obispo Fernando Croxatto

Audio de la muralista Nora Ili Fonseca

Audio de la muralista Nancy Fernández

El trabajo representa distintos momentos históricos de Neuquén como la construcción del puente que une Neuquén con Cipolletti, la llegada del primer tren a vapor a la ciudad, la figura de Jaime De Nevares, quien luchó por los derechos de esta sociedad, la ciudad y la naturaleza entre otros hechos.

El Ministerio de las Culturas, junto a la Subsecretaría de Derechos Humanos, el Obispado de Neuquén y Óptica Wolf celebraron hoy la inauguración del mural “Paso a Paso”, ganador del concurso de “Derechos Humanos – Construcción del bien común” y que está ubicado en el edificio de la “Ex casa del soldado” en Avenida Argentina y Juan B Justo de nuestra ciudad.

Las ganadoras y realizadoras del mural son Nora Ili Fonseca, Nancy Fernández, Carla Cabañas y Silvia Ili Fonseca.  Colaboraron también Fabiana Machado, Natalia Haspers, Darío Salazar, Susana Schonfeld, Ivana James, Gabriela Sans, Ruth Vergara, Daniela Lara, Pablo Martínez y Walter Suares.

El ministro de las Culturas, Marcelo Colonna, explicó que “el trabajo comenzó antes de la pandemia con la participación de mucha gente que colaboró y llevó adelante este mural. Este mural es producto del trabajo de artistas e invitamos a la sociedad a respetarlo y disfrutarlo cuando pasan por el lugar. Esta historia tiene que ver con los derechos humanos, con la realidad y la etapa fundacional de Neuquén. En la provincia realizamos 30 murales, en este último tiempo, con artistas de nuestra provincia. Felicitamos a cada una y cada uno de estos artistas”.

Alicia Comelli, subsecretaria de Derechos Humanos, expresó que «para nosotros es una gran satisfacción la recuperación y puesta en valor de la Ex Casa del Soldado, una esquina emblemática de Neuquén.  Muchas veces se vio vandalizada y queríamos ponerla en valor a través de una amplia convocatoria que se hizo con artistas de Neuquén. Se seleccionó esta historia que representa distintos momentos históricos de Neuquén como fue la llegada del Ferrocarril, la presencia de Jaime de Nevares como también la modernidad y la inclusión de todas, todos, de la discapacidad, de la ancianidad, del trabajador, y sobre todo del trabajo de los artistas neuquinos».

Nora Ili Fonseca, artista del mural, habló sobre las técnicas utilizadas y la historia que guarda el mural: «Son técnicas combinadas de mosaiquismos, de imágenes pintadas y objetos que se insertan en la pintura a través de la técnica de mosaico. Este proyecto cuenta la historia de Neuquén y está dividido en dos partes. La parte superior solo se trabajó con la técnica de pintura y con escenas de la ciudad en sus comienzos basadas en fotografías antiguas donde aparecen: los primeros edificios, la construcción del puente que une Neuquén con Cipolletti, la llegada del primer tren a vapor a la ciudad, la figura Jaime De Nevares quien luchó por los derechos de esta sociedad, el cuidado de la ciudad y la naturaleza. En la parte inferior se combinan diferentes técnicas con un salto a la actualidad”.

El jurado del concurso estuvo integrado por José Luis Castro por el Ministerio de las Culturas; María Teresa Eyheramendy por el Obispado y María Paz Llorens Plantey por la Subsecretaría de Derechos Humanos

Participaron de la inauguración el dueño de la Óptica Wolf, Horacio Wolf; el obispo Fernando Croxatto; las artistas plásticas Nora Ili Fonseca, Nancy Fernández, Carla Cabañas y Silvia Ili Fonseca; entre funcionarios y funcionarias del gobierno de la provincia.

Sobre el mural “Paso a Paso”

El diseño del mural está basado en la relación que se da entre el hombre, la mujer, el espacio y el tiempo como protagonistas. Teniendo en cuenta que el soporte es un edificio histórico, ubicado en lo que es hoy las actividades bancarias y administrativas de la ciudad, la obra está organizada de la siguiente manera: mediante distintos planos de profundidad, se representa el ayer (fundacional de los primeros pobladores de nuestra región), y el hoy con su ritmo urbano vertiginoso y multiplicidad de actividades humanas. En la parte superior de la composición los tonos tierras y plata símbolo de nuestra tierra argentina y el relieve montañoso de nuestras bardas, entrelazan las imágenes de nuestro pasado histórico. Como región de hombres y mujeres luchadores que vinieron en búsqueda de un porvenir mejor, connotando lo que fue y nos ha construido como sociedad.  Sobre la línea inferior, el tiempo actual las formas curvas y sinuosas en mosaicos representan nuestros ríos, aludiendo al desarrollo y la lucha de nuestra región. Las figuras humanas a tamaño real, con tonos saturados, la modernidad y el ritmo vertiginoso de la sociedad actual. Permite al transeúnte ocasional, el empleado, el niño, el anciano, el turista, ser parte constitutiva de la imagen.