El ministro Leandro Bertoya dijo que no eran compatibles los proyectos del golf de Villa La Angostura y corredor turístico Cerro Bayo, según lo establecido en el Ordenamiento Territorial de Bosques Nativos.

El ministro de Desarrollo Territorial, Leandro Bertoya, rechazó los proyectos de inversión denominados “Nuevo Golf de La Angostura” y “Corredor Turístico Cerro Bayo” por no son compatibles con los usos establecidos en las categorías de conservación del Ordenamiento Territorial de los Bosques Nativos de la provincia.

Bertoya fundamentó la decisión en base a un informe realizado por la dirección de Gestión de Bosque Nativo, dependiente de la cartera a su cargo. El documento detalla que los mismos fueron rechazados por la autoridad provincial de aplicación de la ley 2780 de Presupuestos Mínimos de Protección Ambiental de Bosques Nativos.

Los proyectos en cuestión se encuentran en el decreto provincial 1366/11 que declara de interés provincial distintos proyectos de inversión privada en Villa La Angostura y establece el plan de obras para ese municipio. Asimismo, el gobierno local incorporó estos proyectos en el Plan Estratégico de Villa La Angostura, siendo declarados de interés en la zona.

Sin embargo, desde la dirección general de Recursos Forestales rechazan dichos proyectos por no ser compatibles con el del Ordenamiento Territorial de los Bosques Nativos de la provincia.

 

La ley de Bosques y sus alcances

La ley provincial Nº 2780 tiene como objetivos promover la conservación y uso sustentable del bosque nativo mediante un ordenamiento territorial; implementar las medidas necesarias para regular y controlar la disminución de la superficie ocupada por los bosques nativos existentes y recuperar los degradados; fomentar las actividades de conservación, recuperación, enriquecimiento, restauración, rehabilitación, investigación, manejo sostenible y uso sustentable.

La normativa establece las diferentes categorías de conservación en función del valor ambiental de las distintas unidades de bosque. Se los clasificó en rojo, amarillo y verde según una estimación del valor de conservación y ponderando diversos criterios (superficie, vinculación con otras comunidades naturales, estado de conservación, potencial forestal, potencial de sustentabilidad agrícola, entre otros).

Tras la aprobación, desde Nación, del Ordenamiento Territorial de los Bosques Nativos presentado por la provincia, se habilitó la presentación de Planes de Conservación, Manejo Sostenible y Aprovechamiento del Cambio del Uso del Suelo en los bosques nativos neuquinos.