La temporada de recolección de las semillas de la araucaria araucana finalizará el 24 de abril. Desde el gobierno provincial se enfatizó la importancia de que se cumpla con la normativa vigente.

La actual temporada de recolección de piñones se caracteriza por contar con una importante producción en la provincia del Neuquén, lo que ha generado mucho interés de la población por la obtención de este fruto de la araucaria araucana. Desde el gobierno provincial se recordaron una serie de recomendaciones tendientes a que se realice una recolección responsable y se cumpla con la normativa vigente.

La recolección se encuentra habilitada desde el 29 de febrero hasta el 24 de abril, según lo dispuesto mediante la resolución 042 del ministerio de Producción y Turismo, en la que se establecen los cupos de colecta para el consumo, comercialización y valor del aforo.

El director de Recursos Forestales de la subsecretaria de Producción, Uriel Mele, destacó que “la producción de semillas en nuestros bosques nativos es cíclica y periódica, no todos los años la araucaria produce una cantidad importante, sino que esto ocurre cada tres o cuatro años. En este periodo en particular hay muy buena producción de semillas”.

Según la normativa vigente, la recolección para consumo o comercialización debe contar con una Guía Forestal Única. “Es importante que la recolección se realice siguiendo las reglamentaciones pertinentes. Lo que pedimos es que toda la gente interesada en cosechar concurra a las Agencias de Producción y oficinas de distintas localidades que se encuentran habilitadas para emitir las guías forestales”, explicó.

El trámite se puede realizar en Aluminé,  Moquehue, Zapala, San Martín de los Andes, Junín de los Andes, Villa La Angostura, Zapala, Picún Leufú, Andacollo y Neuquén capital.

“Queremos que la cosecha sea una acción responsable de la población. Esto quiere decir: adquirir las guías y respetar la cantidad de semillas autorizadas tanto para consumo propio o para comercialización”, agregó Mele.

En los bosques espontáneos fiscales el cupo de recolección para consumo es de 20 kilos por persona y hasta 100 kilos por grupo familiar, con un valor de 5 pesos por kilo. El cupo para comercialización es de hasta 300 kilos por temporada con un valor por volumen de 10 pesos por kilo.

Los municipios y organismos públicos, comunidades de pueblos originarios y personas carentes de recursos quedan exentos de este pago, pero igualmente deberán tramitar la Guía Forestal Única.

Decomisos

El director de Recursos Forestales explicó que “lo que lamentablemente sucede en años de buena producción de semillas es que se cometen irregularidades, como sacar los piñones sin autorización. Estamos realizando controles y ya hemos decomisado unos cuantos kilos. La idea es que esas semillas decomisadas vuelvan al bosque a través de siembras directas que se harán”.

En relación con la cosecha, comentó que “los técnicos han observado que hay gente que quiere treparse a los árboles o usa piedras o sogas para romper el cono donde se produce el piñón, lo que debilita la planta y puede interferir en futuras producciones. Lo que recomendamos es esperar a que caiga el piñón y recolectarlo directamente del suelo”.