Se desarrollan desde ayer con la presencia de más de 150 productores familiares, técnicos, profesionales, estudiantes y representantes de instituciones. Son organizadas por el ministerio de Producción e Industria y otros organismos provinciales y nacionales.

Con la presencia de más de 150 productores familiares, técnicos, profesionales, estudiantes y representantes de instituciones, continúan desarrollándose en Plottier las Primeras Jornadas Patagónicas de Acceso y Gestión del Agua en la Agricultura Familiar.

Desde las 8.30, los participantes están reunidos en comisiones en las que se ponen en común y debaten trabajos realizados por instituciones y organizaciones junto con grupos de productores de la Patagonia y otras regiones de la Argentina. El objetivo del evento es dar a conocer esa labor, compartir e intercambiar experiencias y reflexionar sobre las problemáticas que se presentan en toda la diversidad regional, desde las áreas de secano hasta los pequeños valles y los valles irrigados.

Los cuatro ejes que guían la propuesta son: el acceso al agua con distintos fines; su gestión integral en cuanto al uso y manejo a nivel comunitario, regional y de cuenca; su calidad y saneamiento -en el que se abordan temas como la contaminación, la pérdida o recuperación de la calidad del agua y el acceso a servicios de saneamiento e higiene- y, por último, los conflictos que se generan en torno al recurso, su identificación, manejo y resolución de conflictos y las estrategias de trabajo al respecto.

A las 14 está previsto un panel general de cierre de los ejes temáticos, a las 15.30 se pondrán en común las conclusiones y recomendaciones por grupo y a las 16 se realizará el cierre del evento, con la presentación del libro de las Jornadas, en el que se recopilaron todos los trabajos presentados, y la entrega de menciones a los ganadores de la muestra fotográfica “Donde confluyen las aguas”, efectuada en el marco del encuentro.

Las Jornadas se llevan a cabo desde ayer en la sede del INTA IPAF Patagonia, y son organizadas por el ministerio de Producción e Industria de la provincia, la secretaría de Agricultura Familiar (SAF), Coordinación y Desarrollo Territorial de la Nación; el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), el Programa ProHuerta (INTA-Ministerio de Salud y Desarrollo Social), el Instituto de Investigación y Desarrollo para la Agricultura Familiar (IPAF) región Patagónica, la Universidad Nacional del Comahue (UNCo) y el Instituto de Tierras, Agua y Medio Ambiente (Itama), con el apoyo del Consejo Federal de Inversiones (CFI).