Se trata del proyecto productivo Patagonia Sustentable, que comprende el desarrollo agrícola de más de ocho mil hectáreas en la zona de Arroyito.

El gobernador Jorge Sapag se reunió hoy con un grupo de empresarios que tiene a su cargo el proyecto productivo Patagonia Sustentable, que comprende el desarrollo agrícola de más de ocho mil hectáreas en la zona de Arroyito.

Del encuentro participaron el ministro de Desarrollo Territorial, Leandro Bertoya; el presidente del Proyecto Patagonia Sustentable, Diego Heinrich; el de la Asociación Argentina de Productores en Siembra Directa (Aapresid), Gastón Fernández Palma; el de Corsalmi SA, Hermenegildo Pini; y el gerente del Proyecto Agua e Infraestructura, Guillermo Pailé.

Al finalizar la reunión, que se realizó en la residencia oficial ubicada en la costa del río Limay, el ministro destacó que “estamos en la implementación de este ambicioso proyecto, que son ocho mil hectáreas de producción agraria en la provincia, con la última tecnología disponible a nivel internacional”. “Tenemos el sueño todos de que se transforme ese lugar, que hoy es casi un desierto, en un vergel; que dé producción de forrajes, de granos”, agregó.

Acerca de la reunión, explicó que “es un grupo empresario que ha comprado una superficie importante de tierras en Arroyito-Senillosa, que ha pasado por todo el proceso que exigen las leyes en vigencia para hacer una explotación agraria, con audiencia pública incluida. Ya están en condiciones de comenzar a hacer el desarrollo efectivamente en el territorio”. Aseguró que “le han presentado el plan de trabajo al gobernador y el gobernador lo ha aprobado”.

El ministro destacó que “tenemos muy buenas expectativas, porque hay una demanda creciente de forrajes en la provincia, de granos”. Sobre la firma a cargo de la iniciativa, indicó que “tiene la tecnología, el conocimiento empresarial y productivo para llevar adelante el proyecto con éxito”.

Dijo que la etapa de análisis del proyecto “finalizó con la audiencia pública. Ya estamos en la parte instrumental, operativa”. “Tenemos que asegurar el agua suficiente para que los actuales regantes puedan seguir regando en Senillosa, Plottier y Arroyito, y también tener agua suficiente para que este proyecto sea exitoso, contando con el agua en tiempo y forma. Hay que preservar lo existente, mejorar lo existente y también dar oportunidades, en cantidad y calidad de agua, para este nuevo desarrollo”, aseveró.

Bertoya recalcó que “son fondos exclusivamente del sector privado” y explicó que “el Estado lo que aporta aquí es solamente la disponibilidad de esa agua, como lo ha hecho con todos los desarrollos de la provincia”.