Muy buen día para todos. A la Universidad Nacional del Comahue gracias por estar presente acá, a los Centros de Estudiantes, a los jóvenes, a las autoridades de gobierno, y especialmente a los intendentes del interior.

Este es un viejo anhelo, un largo camino de reclamos, de gestiones para poder concretar. El objetivo es que el interior profundo cuando un joven elige venir a estudiar a Neuquén capital no se sienta solo, para que ya en esa incertidumbre por la cual hemos transitado todos al momento de elegir una carrera esté acompañado para ese momento poder sentirse, hacerlo sentir que esta como en su casa. Esta es la idea, este es el objetivo.

Aquí se abren la mesa de trabajo continuo y permanente para abordar en forma integral, habrá cuestiones que son de infraestructura, otras de equipamiento, otras de asesoramiento, otras de orientación, todos estos temas que tienen que ver con el fortalecimiento de la educación, que generan la igualdad en la accesibilidad a oportunidades. El Estado tiene la responsabilidad de articular, de motorizar y fortalecer estas políticas públicas.

Los pueblos se cimentan en la educación, los alimentos y las energías. Y verdaderamente         -como dice el Papa Francisco- ‘de la mano de la educación logramos la libertad’. Y en esa libertad y en esa educación tenemos la posibilidad de acceder al motor del desarrollo de nuestras vidas que es el trabajo, ahí le ganamos el partido a las drogas y al alcohol, al alcohol y las drogas.

Tenemos la responsabilidad de empujar este proceso que se abre hoy, aquí y ahora tomados de la mano, porque la suerte de ustedes es la suerte nuestra. Nosotros tenemos un compromiso hacer de Neuquén una provincia que cada día avance, crezca y permita el progreso y el desarrollo de ustedes. Si hoy tenemos una oportunidad es porque nuestros padres y abuelos parieron esa oportunidad, inculcando los valores, el amor, el respeto, la solidaridad, el coraje, la transparencia, la honestidad, la humildad; son la base de transpirar esta misma camiseta, la de la identidad neuquina.

Entonces, se me viene a la memoria la vista a cada caminata, a cada recorrida, a cada gestión, en cada pueblo y en cada paraje del Norte y del Sur, de la cordillera plena, las expectativas, las dudas, la incertidumbre, el desafío cuando un joven emprende su camino de capacitación y formación.

Y ahí, desde el vamos queremos estar a la par, tomados de la mano con cada uno para fortalecer y acompañar esa proyección que es ni más ni menos que la cristalización de los sueños; es esa energía, esa fuerza y esa garra que nos caracteriza a los neuquinos y que nos vincula a nuestras raíces. Neuquinos todos, los que nacieron y decidieron quedarse en Neuquén entregando su vida; y los que vinieron de otra provincia a Neuquén en búsqueda de oportunidad, la encontraron y han decidido una que otra vez entregar su vida a esta hermosa tierra.

Neuquén tierra de oportunidades, en esas oportunidades está la cristalización de los sueños de ustedes, los jóvenes, nosotros vamos a poner todo nuestro esfuerzo para fortalecerlo, porque eso es garantizar el porvenir y el futuro de Neuquén provincia. Juntos podemos hacerlo. Muchas gracias y adelante.