Se trató de las IV jornadas nacionales de vigilancia, prevención y control de enfermedades no transmisibles. Fue en la ciudad de Buenos Aires y contó con la participación de profesionales del ministerio de Salud provincial.

El pasado 29 y 30 de noviembre, integrantes del ministerio de Salud de la provincia participaron de las IV Jornadas Nacionales de Vigilancia, Prevención y Control de Enfermedades no Transmisibles (ENT), que se desarrollaron en la Ciudad de Buenos Aires.

Las mismas estuvieron organizadas por la dirección de Promoción de la Salud y Control de Enfermedades No Trasmisibles del ministerio de Salud de la Nación, y contaron con la participación del jefe del departamento de Promoción de la Salud Colectiva, Facundo Cornejo, la referente del área Actividad Física Graciela Becker y el asesor del programa de control del tabaco, Ernesto Ruíz.

En la ocasión, los profesionales neuquinos presentaron la modalidad de organización desde la Atención Primaria de Salud (APS) y otros sectores para el abordaje de las ENT, los adelantos en el abordaje territorial con base en el programa municipios Saludables y los intentos de articulación con otras instituciones, y los avances en la vigilancia con la Sala de Situación y el Registro de Tumores.

Asimismo, contaron la experiencia del ensayo de integración de redes y la red de mama recientemente formalizada, otras experiencias en desarrollo, y los avances en la vigilancia con la Sala de Situación y el Registro de Tumores.

En relación al encuentro, Cornejo manifestó que “fue muy provechoso poder tomar conocimiento de las numerosas actividades y experiencias que se llevan a cabo en cada provincia y localidad”.

Por otro lado, comentó que se constató el escaso desarrollo de la vigilancia local de las Enfermedades No Trasmisibles, aunque “desde el ministerio nacional existen diversas iniciativas al respecto como encuestas periódicas personales y telefónicas, mediciones antropométricas, informes, investigaciones, boletines, entre otras”.

Durante las jornadas se observó que hubo una mejora sustancial en los resultados con respecto al tabaquismo activo y pasivo, acompañado por normas legales en casi todas las jurisdicciones. Como contrapartida, se pudo observar en casi todo el país “cifras preocupantes con respecto a la tendencia al sedentarismo de la población, y el aumento de la prevalencia de sobrepeso y obesidad, en especial infanto-juvenil”.

Para finalizar, Cornejo mencionó que algunos de los consensos logrados fueron en relación a la necesidad de fortalecer a las instituciones para generar y conducir acciones de prevención y control, trabajar fuertemente en promoción de la salud concentrándose en el desarrollo de entornos saludables, y reforzar las acciones tendientes a reorientar el modelo de atención hacia los cuidados integrales e integrados de estas entidades.