En la provincia hallaron los restos del que probablemente haya sido el dinosaurio más grande del mundo, con un peso de 80 toneladas.

En la provincia hallaron los restos del que probablemente haya sido el dinosaurio más grande del mundo, con un peso de 80 toneladas.

Acompañado por el director del Museo de Ciencias Naturales “Prof Dr. Juan Olsacher” de Zapala, Alberto Garrido, el gobernador Omar Gutiérrez se refirió, este jueves, al hallazgo paleontológico que sorprende a científicos de todo el mundo y que tuvo lugar en la zona centro de la provincia del Neuquén.

“Ya es noticia en la región y en el mundo, pero tiempo al tiempo; lo que nos están transmitiendo es que sería el más grande en la historia y que habría tenido 80 toneladas de peso y 40 metros de largo”, dijo el gobernador y agregó que “esto es lo que van a ir constando en los trabajos”.

“Es muy importante este hallazgo y tienen todo nuestro respaldo para seguir adelante, tal como nos tienen acostumbrados”, dijo Gutiérrez y agregó que “rescatar, poner en valor y cuidar nuestros recursos y riquezas, en este caso las paleontológicas, hace a nuestra identidad”.

El gobernador también destacó las potencialidades que el hallazgo genera en el turismo local, y aseguró que la provincia seguirá invirtiendo “en infraestructura y recursos humanos”.

“Confiamos en ustedes y sabemos que lo van a manejar con cautela y precisión, así que tienen todo nuestro respaldo para hacer el trabajo que ustedes saben llevar adelante de manera eficiente y eficaz”, dijo respecto de los próximos estudios para constatar las presunciones y certezas que se tienen hasta ahora.

Por su parte, Garrido dijo que “hemos tenido la suerte de realizar un hallazgo extraordinario en todo sentido, pero indudablemente lo que más llama la atención es el tamaño enorme de este dinosaurio; realmente hay dos aspectos a destacar: uno el tamaño y el otro es que estaría completo, algo inusual”, en este tipo de hallazgos.

“Todo indicaría que estamos ante la presencia de un nuevo gigante, un nuevo coloso patagónico y los datos lo sitúan como el más grande”, dijo y explicó que “se trataría de un herbívoro saurópodo del grupo de los titanosaurios, esos grandes, de cuello largo, cola larga y cuadrúpedo; así que es una alegría dar a conocer este hallazgo”.

El descubrimiento del que podría tratarse del dinosaurio más grande del mundo se produjo en 2012, durante un trabajo realizado en forma conjunta por la Universidad Nacional del Comahue (UNCo), la Universidad de Río Negro, el Museo Egidio Feruglio (de Trelew) y con la participación de investigadores del Museo de La Plata (de la Universidad Nacional de esa ciudad) y de la Universidad de Zaragoza. Luego siguieron los estudios que, de hecho, continuarán.