Nueva impresora digital en Salud

septiembre 23, 2011

Se trata de una impresora digital blanco y negro marca Konica Minolta. Costó 194 mil pesos, y se adquirió a través del Fondo Fiduciario de Responsabilidad Social Empresaria de la Ley 2615. El ministro de Salud, Daniel Vincent, visitó al personal y observó el funcionamiento de la nueva máquina.

Ayer, jueves 22 de septiembre, el ministro de Salud, Daniel Vincent, realizó un recorrido por instalaciones del depósito Central, que depende de la dirección provincial de Gestión Biomédicas de la subsecretaría de Salud, donde se ubica la imprenta que, después de 30 años, renovó su maquinaria incorporando una impresora digital blanco y negro.

La impresora digital laser, que requirió una inversión de 194 mil pesos, es marca Konica Minolta bizhub-pro-950; posee alta calidad de impresión, pantalla táctil a color y drivers de impresión sencillos de manejar. Posee además un alto rendimiento en la producción continua de grandes volúmenes de impresiones.

Los fondos provinieron de la secretaría de Estado de la Gestión Pública y Contrataciones, a cargo de Rodolfo Laffitte, a través del Fondo Fiduciario de Responsabilidad Social Empresaria de la Ley 2615.

El titular de la cartera de salud recordó que “a principio de gestión el personal del taller nos manifestó que hacía falta actualizar la maquinaria”, y agregó que “con esta adquisición vamos a conseguir ahorrar tiempo, tener mayor volumen de productividad, y a menor costo”.

Por su parte, Jorge León, director de la imprenta donde se realizan los formularios necesarios para las Zonas Sanitarias y hospitales de toda la provincia, expresó que “estamos en una etapa de evaluación de producción de la máquina” y consideró que la inversión se amortizará en menos de un año.

Característica de la Impresora

La impresora digital laser es marca Konica Minolta bizhub-pro-950. Posee alta calidad de impresión, gran pantalla táctil a color y drivers de impresión sencillos de manejar. Posee una calidad de impresión que permite la producción digital de productos de una calidad única, garantizando la producción continua de grandes volúmenes de impresiones. Además, saca copias de frente y dorso intercaladas.

Cada cartucho tiene un costo de 640 pesos, representado un consumo anual de tóner de 15mil pesos. Con un cartucho de tóner de un kilo aproximadamente se realizan 120 mil impresiones (frente y dorso) es decir 240 resmas de papel. Comparando productividad entre la imprenta y la impresora digital se evidencia que antes se hacían por hora 2500 pliegos (sólo de un lado), y ahora están realizando 6000 pliegos frente y dorso en el mismo tiempo.

Con el nuevo equipamiento se van a poder realizar fotocopias para los efectores a un costo de 0.03 centavos, en contraposición a los 0.25 centavos que están abonando algunos nosocomios. El papel para realizar los formularios para los distintos centros asistenciales de la provincia se licita anualmente desde la subsecretaría de Salud.