Neuquén libre del mosquito del dengue

febrero 12, 2012

El gobierno provincial a través del ministerio de Salud señaló que “no se ha detectado en los últimos tres años de la vigilancia la presencia de larvas que indiquen la posibilidad de que el mosquito Aedes Aegypti pueda reproducirse en nuestra zona”.

El departamento de Salud Ambiental, dependiente de la dirección general de Atención Primaria de la Salud de la subsecretaria de Salud informaron al ministro de Salud, Rubén Butigué que “hasta el momento no se ha detectado en los últimos tres años de la vigilancia la presencia de larvas que indiquen la posibilidad de que el mosquito Aedes Aegypti pueda reproducirse en nuestra zona”.

El titular de la cartera sanitaria luego de interiorizarse sobre el informe dijo que “esto es posible gracias al trabajo conjunto del ministerio de Salud, la municipalidad de Neuquén y la colaboración de la Universidad Nacional del Comahue (UNCo)”, y agregó que “hay que trabajar haciendo prevención, protegiendo, informando y educando para que el mosquito transmisor del dengue no llegue a Neuquén”.En el comunicado presentado al ministro de salud se destaca la importancia del trabajo de vigilancia entomológica que se realiza todos los años en el periodo estival, para detectar la presencia y posibilidad de reproducción del mosquito trasmisor del dengue en nuestro territorio.

Asimismo se enfatiza en que “en la provincia de Neuquén no esperamos a que aparezcan los enfermos para pensar en el dengue sino que, mucho antes estamos vigilando al mosquito transmisor, lo cual nos permitirá, en caso de que alguna vez la vigilancia resulte positiva, establecer medidas sanitarias inmediatas e informar a la población para que aumenten sus recaudos”.

El sistema de vigilancia se realiza a través de la colocación de trampas (para atrapar huevos del mosquito u ovitrampas y larvas o larvitrampas) en la zonas de la periferia de Neuquén y en Chos Malal. Los lugares fueron seleccionados por sus condiciones climáticas que podrían permitir la reproducción del mosquito, asimismo se colocan en lugares estratégicos, tales como terminales de medios de transporte (para poder captar a los mosquitos que pudieran venir de otras provincias en el interior de micros y camiones) o basurales. Tales trampas se recambian y analizan semanalmente con el fin de detectar la aparición del mosquito en alguna de sus formas evolutivas.

Informes

El plan de muestreo de la primera temporada se extendió de diciembre de 2009 a abril de 2010. En este periodo se detectaron en tres ovitrampas huevos de Aedes aegypti de un total de 797 ovitrampas analizadas. Con respecto a la detección de estadios larvarios de Aedes, se han analizado un total de 362 larvitrampas, en las cuales no se halló presencia alguna de Aedes Aegypti.

El otro muestreo se realizó en los meses de enero, febrero y marzo de 2011. Se analizaron en total 422 ovitrampas y 273 larvitrampas, siendo todas negativas a huevos y larvas de Aedes aegypti, respectivamente.

Y el último se realizó en esta temporada 2011-2012. El muestreo comenzó en el área conglomerado Neuquén a partir del 3 de Enero de 2012. Hasta el momento se han realizado tres rondas de análisis de ovitrampas y dos de larvitrampas en las cuales no se han hallado huevos ni estadIos larvarios de Aedes aegypti.

Las ovitrampas se utilizan para la detección de huevos del mosquito hembra y las larvitrampas para la detección de larvas.

Prevención

Algunas medidas a tener en cuenta para colaborar son no dejar envases con líquidos estancados que permitan el desarrollo del mosquito; mantener los elementos como baldes, frascos, tachos que no se utilicen boca abajo.

Asimismo, vaciar todos los recipientes que contengan agua (tanques, barriles) o mantenerlos adecuadamente tapados; cambiar el agua de floreros y bebederos de animales diariamente, también se debe evitar colocar botellas plásticas atadas a los árboles y canteros, así como reforzar las medidas de limpieza de su casa.