El ministro Brillo mantuvo una serie de reuniones con funcionarios del Senasa y de la cartera nacional de Agroindustria.

Neuquén (31-12-15).- El gobierno provincial continúa las reuniones con funcionarios nacionales con el propósito de avanzar en políticas y acciones conjuntas que garanticen la diversificación productiva en la provincia, de acuerdo con las metas dispuestas por el gobernador Omar Gutiérrez.

En ese marco, el ministro de Producción y Turismo, José Brillo mantuvo esta semana, en Buenos Aires, un encuentro de trabajo con el presidente del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), Jorge Dillon. Convinieron en mejorar y fortalecer la sanidad de los montes frutales del Alto Valle de Neuquén y Río Negro, que han complicado las exportaciones de peras y manzanas a Brasil.

“El objetivo será reforzar la barrera sanitaria desde ambas provincias hacia el resto del país, controlando exhaustivamente que no transite fruta con problemas sanitarios. Comprometimos la ayuda de la provincia de Neuquén, trailers, recursos técnicos y otros aportes. A partir de la próxima semana se conformará un grupo de trabajo entre las provincias y el Senasa para configurar el operativo”, precisó Brillo.

El ministro refirió que, sobre la situación de la barrera sanitaria para el tránsito de carne -y luego de intercambiar opiniones sobre este tema con el presidente de la Sociedad Rural de Neuquén, Martín Zimmerman-, le transmitió a Dillon “la disposición de Neuquén para aportar ideas y propuestas que contribuyan a una mayor producción agropecuaria en la provincia, a mejorar el autoabastecimiento, al abaratamiento de la carne y a la eliminación del tránsito ilegal desde otras regiones del país”.

Brillo también se reunió en la Capital Federal con Andrés Boeninger, secretario coordinador del área de Industria del ministerio de Agroindustria que conduce Ricardo Buyraille.

“Hablamos sobre el sector industrial en Neuquén, la situación de los Parques Industriales y la proyección de la agroindustria y la industria de la alimentación. Coincidimos en la necesidad de avanzar fuertemente en la generación de valor agregado a las frutas y hortalizas”, informó.

Señaló que Neuquén posee unas quince plantas de empaque, igual cantidad de frigoríficos y dos plantas de jugos, pero es necesario -apuntó- desarrollar unidades productivas de frutas y hortalizas congeladas, frutas desecadas, dulces y mermeladas, frutas finas y frutas secas.

“El secretario nos pidió un listado descriptivo de proyectos industriales que se puedan presentar en la Cumbre de Davos, a realizarse en Suiza a fines de enero, donde piensan acompañar al presidente Mauricio Macri y a la cual asistirán grupos económicos de todo el mundo. Vamos a trabajar este tema conjuntamente con el Copade”, indicó.

El área que preside Boeninger tiene a su cargo el CEPYME Nacional, el BICE, el INTI, y programas de mejoras de los Parques Industriales. Al respecto, Brillo comentó que formalizaron el reclamo de un aporte de 3 millones de pesos para el alumbrado del Parque Industrial Neuquén, pendiente de pago en la Tesorería de la Nación.

Para la fruticultura, tal como se acordó en la última reunión con Buyraille, el Ministerio de Agroindustria está trabajando en el diseño de programas de financiamiento bancario y no bancario para el levantamiento de la cosecha. Esta semana se concretaron reuniones con el Banco Nación, por lo cual se esperan anuncios la próxima semana.