Los préstamos bancarios crecieron en Neuquén más del 120 por ciento en los tres últimos años

mayo 9, 2012

Contemplan las actividades productivas y particulares. En el año 2011 crecieron en mayor medida los préstamos a los sectores electricidad, gas y agua con un 1.093,5 por ciento, en tanto que la industria alcanzó un aumento del 157,4 por ciento. El financiamiento al sector productivo registró una tasa media anual del 66,7 por ciento, en tanto que los préstamos a los trabajadores asalariados aumentaron el 60,7 por ciento en dicho trienio.

Según un informe difundido esta semana por el Banco Central de la República Argentina (BCRA), en los últimos 3 años el total de los préstamos otorgados por entidades de la provincia de Neuquén creció en promedio un 42,2 por ciento por año, lo que representa un aumento de más del 126 por ciento en dicho trienio.

La dirección provincial de Estadística y Censos, bajo la órbita del ministerio de Economía y Obras Públicas, difundió en su boletín Nº 144 correspondiente al período marzo-abril 2012, los principales destinos de los préstamos del sector bancario en la jurisdicción Neuquén para los años 2009, 2010 y 2011.

La información proporcionada por el Banco Central de la República Argentina involucra tanto las actividades productivas como a los particulares.

El financiamiento al sector productivo registró una tasa media anual (TMA) del 66,7 por ciento, en tanto que los préstamos a los trabajadores asalariados, mayoritariamente destinados a consumo, aumentaron en promedio a una tasa del 27,6 por ciento anual. Si bien estos últimos registran una tasa de crecimiento menor en relación a la del sector productivo, en el período analizado representan en promedio el 60,7 por ciento del total de préstamos.

Mientras que en el año 2010 los sectores productivos que presentaron las mayores tasas decrecimiento fueron el sector industrial con el 152,6 por ciento, comercio con el 82,2 por ciento, electricidad el 82,2 por ciento y construcción el 67 por ciento.

En el año 2011 crecieron en mayor medida los préstamos destinados al sector electricidad, gas y agua (1.093,5 por ciento), a la industria (157,4 por ciento) y al sector de explotación de minas y canteras (132,0 por ciento).

En cuanto a la participación de los distintos sectores productivos en el total de préstamos en 2011, los servicios representaron el 16,6 por ciento, la industria el 9,9 por ciento y los sectores comercio y construcción un 4,9 por ciento y 4,2 por ciento respectivamente.

Dentro del sector industrial, receptor en ambos años, los préstamos se concentraron en los segmentos de fabricación de coque, productos de la refinación del petróleo y combustible nuclear un 68,1 por ciento y elaboración de alimentos y bebidas el 13 por ciento.

Con respecto a los otros dos sectores que registraron altas tasas de crecimiento en el año 2011, el financiamiento se destinó a la extracción de petróleo crudo y gas natural y a actividades de servicios relacionadas (excepto las de prospección) y a la generación, transporte y distribución de energía eléctrica.

Sin embargo, el volumen de los préstamos otorgados a estos sectores es muy bajo en relación con el monto de las obras proyectadas y realizadas en el sector energético. Es importante destacar que existen otras entidades en la provincia orientadas al desarrollo productivo de la región, mediante asistencia técnica y financiera, que no se incluyen en los datos analizados en este boletín, tales como el Instituto Autárquico de Desarrollo Productivo (IADEP) y el Centro PyME-Adeneu.