Por decisión del gobernador Omar Gutiérrrez, se equipararán los precios del gas natural y del gas licuado de petróleo, cuya distribución realiza Hidenesa en 15 localidades del interior provincial. La medida tendrá un impacto de 50 millones de pesos anuales.

Ante el incremento de las tarifas de gas licuado de petróleo (GLP) dispuesto por el Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas), el gobierno provincial decidió subsidiar el consumo en las 15 localidades donde Hidrocarburos del Neuquén SA (Hidenesa) presta el servicio de distribución.

El presidente de Hidenesa, Sergio Schroh, explicó que “por decisión del gobernador Omar Gutiérrez se está redactando un decreto para equiparar las tarifas del gas natural por redes con el GLP, que históricamente ha sido más caro”.

El titular de Hidenesa destacó que “el gobernador Gutiérrez tomó la decisión ante el impacto que significa para la economía de muchas familias”.   

El servicio de distribución de GLP es prestado por esa empresa provincial a 6.400 usuarios residenciales y 640 comercios de Aluminé, Loncopué, Tricao Malal, Caviahue, Las Ovejas, Villa Pehuenia, Bajada del Agrio, Barrancas, El Chola, El Huecú, Villa Traful, Taquimilán, Las Coloradas, Los Miches y Manzano Amargo.

Schroh precisó que el subsidio será del 31 por ciento promedio para consumos de hasta 3.900 metros cúbicos en el caso de los usuarios residenciales y 9.000 metros cúbicos para los usuarios comerciales.

“Una factura bimestral de 3.000 pesos a pagar en dos cuotas de 1.500 pesos cada una quedará en dos mil pesos con el subsidio”, ejemplificó y anticipó que se empezará a aplicar con los consumos de este mes en adelante, es decir que se verá reflejado en las facturas del año próximo.

El titular de Hidenesa destacó que a pesar de que el subsidio implicará para la provincia un desembolso aproximado de 50 millones de pesos anuales, “el gobernador Gutiérrez tomó la decisión ante el impacto que significa para la economía de muchas familias”.