La comunidad educativa contará con una unidad no rodable cero kilómetro para las prácticas mecánicas.

Ayer por la tarde, El director de la EPET 8, Oscar Frassone, recibió las llaves de una Chevrolet Spin 1.8, con caja automática para que alumnos puedan realizar sus prácticas en el vehículo. La unidad cero kilómetro no rodable fue una donación del programa global de Responsabilidad Social Corporativa de General Motors denominado “Conduciendo a un mejor mañana”.

La jornada tuvo lugar en la concesionaria Sahiora, donde alumnos, directivos y docentes estaban muy emocionados al concretar el sueño del vehículo para la EPET 8. Junto con responsables del programa de General Motors y de la concesionaria, analizaron las partes del vehículo desde sus características técnicas.

El acto contó con la presencia de la secretaria de Educación, María Pasqualini, quien destacó la importancia que las empresas tengan acciones de responsabilidad social y resaltó que “la entrega de este vehículo va a impactar en el ciclo superior de la EPET 8 de la especialidad Mecánica y Electromecánica. Los alumnos van a poder realizar sus prácticas profesionalizantes porque este vehículo ahora, es un aula más” y agregó que también los docentes van a poder capacitarse en los talleres de la concesionaria.

Los estudiantes vienen de tener una muy buena performance en el campeonato “Desafío Eco” de autos ecológicos, obteniendo un octavo puesto en la clasificación final. Esta unidad les permitirá aprender y perfeccionarse en su especialidad. Con respecto a este tema, Pasqualini consideró que “con experiencias como la del Desafío Eco, estamos fomentando una mayor calidad educativa de nuestros egresados”.

La iniciativa de General Motors propone como uno de sus ejes a la educación. Desde la empresa se está impulsando la donación de 25 vehículos a utilizarse con fines didácticos para entidades educativas de la Argentina. En Neuquén, el establecimiento educativo seleccionado fue la EPET 8 por contar con la especialidad en Mecánica.

“La escuela elegida es responsable de enseñarle a incontables generaciones de técnicas y técnicos que contribuyeron al desarrollo de nuestra provincia, que se recibieron y trabajaron en Villa El Chocón, en nuestras rutas, en edificios, barrios, y muchos más lugares de importancia para el desarrollo y el crecimiento de Neuquén”, fundamentaron desde la concesionaria.

El programa “Conduciendo a un mejor mañana” propone trabajar en iniciativas para lograr comunidades más seguras, inteligentes y saludables, y confían que el ámbito educativo es el ideal para fomentar estos valores tan importantes.

Las unidades en donación son vehículos no rodables para uso didáctico-educativo exclusivamente, con el objetivo de que docentes y alumnos tengan la posibilidad de realizar sus prácticas profesionales en modelos que han resultado ser un éxito comercial en el mercado argentino. Las unidades van desde un Chevrolet Classic con motorización flex hasta una Chevrolet Spin.