Se abordó el rol de la mujer desde un enfoque de género para el trabajo en situaciones de emergencia.

El gobierno de la provincia del Neuquén, a través del ministerio de Ciudadanía, coordina acciones en conjunto con autoridades de organismos chilenos relacionados a riesgos y emergencias. La subsecretarias de Defensa Civil y Protección Ciudadana, Vanina Merlo y de las Mujeres, Patricia Maistegui, se reunieron este mediodía junto a sus respectivos equipos con autoridades chilenas a fin de abordar una agenda temas que tuvo como eje el rol de la mujer en situaciones de emergencia.

Esta jornada de trabajo le da continuidad a lo abordado en el pasado XXXIV Comité de integración Argentina-Chile vinculados a los temas de género y emergencias. Por Chile participaron la referente del Servicio Nacional  de la Mujer de Región de la Araucanía (Sernam), Miriam Bertuzzi; mientras que por la Oficina Nacional de Emergencias (Onemi) estuvieron el coordinador Jaris Bravo Aguilera, y la directora, Janet Medrado.

“Las emergencias desconocen fronteras y nosotros tenemos que trabajar y aunar esfuerzos para generar una mejor atención de los ciudadanos, que en esos casos esperan una respuesta rápida y eficiente”, explicó Merlo.

La funcionaria explicó que en el encuentro se incorporó “el enfoque de género desde dos abordajes distintos, por un lado el género y el rol de la mujer como parte de instituciones que trabajan en emergencias; y por el oro el rol de la mujer como parte de una comunidad que puede verse afectada por una emergencia”.

Janet Medrado valoró la temática de la reunión de trabajo, en la que además de la cuestión de género “se abordaron también otras cuestiones fundamentales como las emergencias que afectan a zonas fronterizas y que nosotros, como países hermanos, tenemos que trabajar en conjunto”, explicó la funcionaria chilena.

En la oportunidad se conformó una mesa de trabajo con referentes de género y emergencias de ambos países para realizar un abordaje integral a nivel binacional del enfoque de riesgo bajo la perspectiva de género y comunidad. Neuquén expuso el trabajo interdisciplinario y comunitario sobre la identificación de vulnerabilidades, percepción del riesgo y el enfoque de género en el antes, durante y después de las emergencias y/o desastres que se lleva adelante.

Además se avanzó en la creación de un espacio para generar una herramienta efectiva que permita socializar experiencias exitosas de gestión de riesgo y género entre ambas regiones territoriales. También se acordó una agenda de trabajo conjunto con el objetivo de generar estrategias que permitan promover la transversalización de la perspectiva de género en las políticas, planes y procesos de la gestión de riesgo.

“Las emergencias desconocen fronteras y nosotros tenemos que trabajar y aunar esfuerzos para generar una mejor atención de los ciudadanos, que en esos casos esperan una respuesta rápida y eficiente”, explicó Merlo.