Del acto participará el gobernador Jorge Sapag. En el acuerdo se indica que la Uocra construirá 6 dormis y aportará la mano de obra, mientras que el Instituto provincial de Vivienda entregará los materiales y capacitará a los trabajadores. El monto de la obra asciende aproximadamente a 500 mil pesos.

Durante un acto que se desarrollará hoy en esta ciudad y que será presidido por el gobernador Jorge Sapag, el Instituto Provincial de Vivienda y Urbanismo (IPVU) y la Seccional Neuquén de la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (Uocra) firmarán un convenio de cooperación para construir seis alojamientos del tipo dormis en el predio recreativo con que cuenta dicho gremio.

El acto se desarrollará a partir de las 11.30 en las instalaciones del Centro de Formación Profesional Nº 6 de la Uocra, ubicado en calle Ministro González Nº 450 de esta capital. Participarán de la firma del acuerdo el presidente del IPVU y de la Agencia para el Desarrollo Urbano Sustentable (ADUS), Rodolfo Kaiser y el delegado de la Seccional Neuquén del gremio, Víctor Carcar.

El acuerdo se concretará dentro del plan provincial Techo Digno Neuquino, aprobado por Ley Nº 2.771 y mediante el cual el instituto provincial debe garantizar la participación en la planificación, gestión, desarrollo e implementación del plan habitacional de la unión obrera. Para esta tarea coordinada, es necesaria la capacitación de los trabajadores afiliados a la asociación.

El acuerdo

En el documento se establece que la Uocra construirá la obra denominada seis dormis para la Unión Obrera de la Construcción, en el predio recreativo de la asociación. El monto a financiar en total por cada módulo de dos dormis ascenderá como máximo a la suma de 184.197 pesos.

La finalidad de este emprendimiento es la capacitación y formación en los oficios involucrados a los trabajadores y dentro del plan de capacitación para afiliados de la institución.

Asimismo, se indica que el IPVU aportará los materiales necesarios para llevar a cabo la obra, en tres etapas y según el avance de la construcción al concluir cada una de las etapas. Todo ello, siempre y cuando el instituto cuente con la disponibilidad financiera.

También se establece que el IPVU se reservará el derecho de certificar el avance de la construcción, inspeccionar y controlar el cumplimiento de la finalidad de la obra; en tanto que la Uocra aportará la mano de obra y respetará el objetivo fundamental de este trabajo que es el de capacitar a los trabajadores hasta el momento mismo de la terminación del proyecto.