Así lo manifestó el gobernador de la provincia al ser consultado por el nuevo Consenso Fiscal que firmarán los gobernadores de todo el país con el gobierno nacional.

En conferencia de prensa el gobernador Omar Gutiérrez se refirió al nuevo Consenso Fiscal, cuyo contrato convoca a todos los gobernadores del país a firmar en un acto esta tarde en Buenos Aires. Allí el mandatario adelantó que Neuquén no generará más presión impositiva ni creará nuevos tributos como el impuesto a las herencias y donaciones, que se analiza en otras provincias.

“Esto tiene el objetivo de promover y acompañar al sector privado para que junto al sector público lleven adelante el proceso de recuperación y reactivación del desarrollo económico, social y laboral”, remarcó.

En este sentido, expresó que “este nuevo acuerdo fiscal tiene una base facultativa, voluntaria de los fiscos provinciales de avanzar o no respecto de determinada situación. En términos generales, lo primero que establece son parámetros y variables máximas de distintos escalones de presión tributaria. Establece topes de presión impositiva de los tributos provinciales”.

Gutiérrez explicó que eso “tiene un impacto sobre las jurisdicciones que están cobrando más que esos topes, no es el caso de la provincia del Neuquén. La provincia puede firmar este convenio porque su presión tributaria está contenida en los máximos de presión impositiva fijada en el convenio” y aclaró que “la provincia del Neuquén está cobrando menos que los máximos que establece para cobrar impuestos provinciales este convenio fiscal”.

Señaló que “nosotros hemos presentado un proyecto de ley impositiva y fueron fijados los impuestos para el presente año, con el debido tratamiento, análisis y aprobación de los distinto bloques de la Legislatura. Lo vamos a respetar”.

Gutiérrez reiteró: “nosotros no vamos a generar más presión impositiva en la provincia el Neuquén, sino que vamos apuntalar, apoyar, promover y acompañar la turbina del desarrollo del sector privado para que en forma conjunta con el sector público llevar adelante el proceso de reactivación del desarrollo económico, social y laboral, recuperando hasta el último puesto de trabajo que perdimos y levantando la última persiana de cada comercio que cerró durante la pandemia”.