El gobernador confirmó la reactivación de los vuelos y viajes de colectivos interurbanos. Además se habilitó el ingreso a las segundas residencias en cinco localidades del sur neuquino.

El gobernador Omar Gutiérrez anunció acciones del gobierno provincial pensadas para la reactivación del turismo neuquino, al que consideró “un factor fundamental del desarrollo de la provincia”. Con la vuelta de los vuelos y el transporte interurbano, se confirmó también que San Martín de los Andes, Junín de los Andes, Traful, Villa La Angostura y Pilo Lil fueron habilitadas para recibir a las familias propietarias de segundas residencias.

Este viernes comenzará la primera conexión aérea de Aerolíneas Argentinas entre Ezeiza y Neuquén, y paulatinamente se irá uniendo otros destinos, como Córdoba, Mendoza, Comodoro Rivadavia y para el mes de Noviembre, Salta.

En una primera instancia permitirá conectar destinos que registran contagios comunitarios y podrán viajar personal de servicios esenciales, aquellas personas que tengan problemas de salud con el acompañante y aquel neuquino que deba regresar a la provincia.

Los pasajeros deberán superar los controles antes y después de los vuelos para asegurar el cumplimiento a las pautas de seguridad con respecto al COVID-19

Por otra parte, se confirmó que comenzará la conexión terrestre entre Buenos Aires y Neuquén, por Santa Rosa, y se proyecta paulatinamente ir conectando otros destinos del país. El punto de llegada será la ETON de la ciudad de Neuquén.

En cuanto a las segundas residencias, Gutiérrez señaló que permitirá a sus propietarios realizar trabajos de reparación y refacciones pensando en una futura temporada turística.  Se trata de un pedido previo que habían realizado los intendentes al propio gobernador.

“Cumpliendo con los 14 días de cuarentena, a partir de hoy, San Martín de los Andes, Junín de los Andes, Traful, Villa La Angostura, Pilo Lil, ya tienen la posibilidad de recibir a las familias propietarias de segunda residencia”, indicó el mandatario quién reconoció que “en el caso de Villa La Angostura, por ejemplo son 500 viviendas, de personas que no las habitan de manera continua y permanente”.

Adelantó además, que el beneficio podría extenderse a otras localidades como Aluminé, Villa Pehuenia, Moquehue y Caviahue-Copahue, con las que ya se inició el diálogo.

Finalmente, el gobernador resaltó el trabajo coordinado entre la provincia y Nación, a través de los sistemas informáticos “que va a ser la base del control y el monitoreo, para las distintas aperturas y autorizaciones”, amplió.