Lo dijo esta tarde el ministro de Gobierno en referencia al incremento progresivo de los aportes para la caja jubilatoria provincial. Precisó además que el Estado también aumentará sus contribuciones con los mismos porcentajes que cada trabajador estatal.

El ministro de Gobierno, Mariano Gaido, sostuvo que la decisión de aumentar de manera progresiva los aportes de los trabajadores y del Estado provincial a la caja jubilatoria del Instituto de Seguridad Social del Neuquén fue tomada “para fortalecer esa institución, el haber jubilatorio y las prestaciones que brinda este organismo”.

El funcionario dio detalles esta tarde en conferencia de prensa del Decreto Nº 345/16, que determina incrementos en la tasa de contribución patronal y en la tasa de aportes personales a razón de un uno por ciento (1%) para cada caso a partir del 1º de marzo; un uno por ciento (1%) a partir del 1º de julio; uno por ciento (1%) a partir del 1º de noviembre y un uno por ciento (1%) a partir del 1º de enero.

Gaido destacó que el Estado provincial también incrementará en el mismo porcentaje sus aportes por cada trabajador estatal, en el marco de un fortalecimiento compartido del ISSN y de su caja jubilatoria, “que es única en el país”, señaló.

“Queremos y necesitamos que esta caja de jubilaciones y que el sistema de previsiones médicas siga siendo referencia a nivel nacional”, dijo Gaido. El responsable de cartera política ratificó además que es objetivo del Estado provincial “cuidar a nuestros jubilados, a aquellos que han trabajado y que brindaron todo su esfuerzo por Neuquén a lo largo de su vida”.

“Esta sustentabilidad la brinda esta progresividad en el aumento de los aportes, que hoy representa menos de 100 pesos para los sueldos más bajos del sector público”, puntualizó.

La decisión de incrementar los aportes y contribuciones que se realizan al ISSN está en consonancia con uno de los principales objetivos que persigue la administración para este año que es el de fortalecer al Instituto y para lo cual se está trabajando sobre la base de tres ejes fundamentales: optimizar el sistema de prestaciones para poder seguir brindando un servicio de calidad; mejorar los sistemas de control, y fortalecer los sistemas de recaudación, a partir de medidas de corto, mediano y largo plazo.

Los aportes y contribuciones venían manteniendo un fuerte atraso de casi una década en la que no se había realizado ningún tipo de modificación sobre los mismos, por lo que el gobierno provincial venía realizando aportes extraordinarios todos los meses para compensar desequilibrios en la caja jubilatoria.

Neuquén, entre otras provincias, es la que menos aportes y contribuciones realiza actualmente  a su sistema previsional, con un 23% de aportes y contribuciones al sistema, un valor mucho menor al de provincias como Córdoba -38%- o Corrientes -36,5%-.