El curso consta de una etapa introductoria, otra de entrenamiento y finaliza con una pasantía observando casos reales. Es dictado por el equipo de capacitadores del ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación.

Agentes de la Administración Pública comenzaron hoy una capacitación para convertirse en mediadores comunitarios. La formación la brinda un equipo de capacitadores del ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación y surge de un convenio que firmó el organismo con el ministerio de Gobierno, Educación y Justicia de la provincia.

Del acto de lanzamiento participaron el subsecretario de Justicia y Derechos Humanos de la provincia, Juan Guaita y la directora nacional de Mediación y Métodos Participativos de Resolución de Conflictos, Marcela Uthurralt.

El curso consta de una etapa introductoria, otra de entrenamiento y finaliza con una pasantía observando casos reales. Tiene una duración de 80 horas.

Guaita señaló que son 37 los inscriptos con aspiraciones a ser mediadores comunitarios. “Estamos muy contentos de tener los capacitadores, porque hoy estamos concretando un primer paso fuerte en este proyecto de mediación comunitaria que es tener el recurso humano”, dijo.

Señaló que el objetivo es “implementar distintos Centros de Mediación Comunitaria en el interior de la provincia y fuertemente en Neuquén capital, teniendo en cuenta su población y su demanda en conflicto de vecindad. Venimos trabajando con un pequeño Centro de Mediación Comunitaria, que con esta capacitación estaríamos potenciando y podríamos llegar a toda la provincia».

Explicó que “estamos trabajando en conflictos entre vecinos que están en un marco de violencia mínimo, pero si no se puede llegar a tiempo a resolverlo puede tipificar un delito penal. El objetivo es estar un escalón antes y poder desactivarlo. Estamos convencidos que la mediación comunitaria es una herramienta con excelentes resultados”.

Por último, explicó que “estamos celebrando uno de los primeros pasos de este acuerdo marco y vamos a seguir trabajando en otros temas, como el intercambio de información recíproca entre Nación y provincia sobre qué tipo de casos tratamos, qué poblaciones estamos viendo, todo para mejorar en pos de todos los habitantes de la provincia».

Por su parte Marcela Uthurralt relató que la idea es formar a los agentes de distintos lugares de la provincia “porque nosotros brindamos esta capacitación, pero necesitamos el compromiso del gobierno local de que las personas que van a cursar estén comprometida, tengan sensibilidad social y estén en puestos estratégicos en donde reciban los conflictos”.

Acerca de la aplicación de la mediación comunitaria en Neuquén, la funcionaria nacional resaltó que «en Neuquén, además de un fuerte compromiso, se da una gran difusión a través de la folletería. Tienen en claro a qué población apuntan y poder hacer que conozcan sus derechos».

Mencionó que «la mediación es una herramienta fundamental para el acceso a la justicia de la población, sobre todo de la más vulnerable. Lo entendemos no como el acceso a los tribunales sino el acceso a los derechos sociales y que la gente pueda conocer sus derechos y tenga un espacio de diálogo para resolver las situaciones que se les presentan».

Informó que a nivel nacional «en mediación comunitaria tenemos un porcentaje de acuerdo del más del 63 por ciento de los casos y en muchos casos se desalienta el juicio, es una herramienta muy útil. La idea es que cada provincia tenga su estadística y que podamos intercambiar datos».

Si bien el Centro de Mediación Comunitaria funciona en la sede de la subsecretaría en la ciudad de Neuquén, ubicada en Don Bosco 255, los interesados pueden hacer un llamado al (0299) 4495200, interno 3913, o enviar un correo electrónico a subsejdh@neuquen.gov.ar