Con una gran concurrencia de público y la presencia de más de cien jinetes, se desarrolló esta fiesta popular que contó con la participación del gobierno provincial, representado por el ministro de Producción y Turismo, José Brillo.

El gobierno provincial, representado por el ministro de Producción y Turismo, José Brillo, estuvo presente en la 25° edición de la Fiesta Provincial del Arriero que se realiza en Buta Ranquil. En la tarde de ayer, sábado, tuvo lugar el acto central de esta fiesta que se desarrolla desde el jueves, con una gran concurrencia de público de toda la región.

El ministro Brillo destacó la posibilidad que ofrece esta fiesta para “homenajear al hombre de campo que transita cada rincón de la provincia, de veranada a invernada, dando forma a este hecho ancestral y trascendental que nos distingue a los neuquinos y que es la Trashumancia” y saludó a todos los presentes en nombre del gobernador Omar Gutiérrez.

Recordó que desde el Ministerio de Producción y Turismo se realizó un trabajo a partir del cual se identificaron 75 corredores de arreo, que son fundamentales para los trashumantes y confirmó el compromiso del gobierno provincial de trabajar por el crecimiento de la región. “Más allá de acompañar las actividades de producción ovina, caprina, equina, de obtención de forraje, alfalfa, hortalizas, vamos a trabajar fuertemente para el progreso de esta zona, en la que tenemos miles y miles de hectáreas para producir, aquí donde nace la Patagonia”, dijo.

En este sentido, informó que se trabaja en un proyecto para toda la zona en la que existen cerca de 5000 hectáreas que van desde Octavio Pico hasta Buta Ranquil, para presentar a la Unidad de Cambio Rural (UCAR) a través del Programa de Servicios Agrícolas Provinciales (Prosap), dependiente del ministerio de Agroindustria de la Nación, “con el fin de conseguir financiamiento para obras de riego, electrificación rural y caminos para la región”.

“Tenemos que hacer realidad esto que vieron nuestros visionarios fundadores cuando decidieron que este lugar se debería llamar Buta Ranquil, grandes pasturas, grandes carrizales. Esta franja a la vera del Río Colorado debe albergar la cría y el engorde de miles de animales y la producción de alimentos que necesitamos en nuestra vida cotidiana”, expresó.

Asimismo, indicó que desde Provincia se trabaja fuertemente junto al intendente Hugo Salazar, “en el proyecto del corredor del Colorado y del Pichachen, que está aquí cerca. Es una zona que está vinculada a la VIII Región de Chile, así que es nuestro objetivo llevar adelante este corredor”, dijo. Añadió que para eso, el ministro de Energía, Servicios Públicos y Recursos Naturales, Alejandro Nicola, se encuentra trabajando en un convenio con la provincia de Río Negro, para solicitar que la vía que une las Rutas 151 y 40 y llega hasta el paso Pichachén “sea una ruta nacional en algún momento, porque, además de unir rutas nacionales tiene yacimientos de gas, de petróleo y de potasio y un paso internacional”.

Por otra parte, en relación con el turismo, indicó que uno de los objetivos de trabajo para este año será “que las fiestas populares puedan encadenarse, con la finalidad de que no se superpongan, porque constituyen un hecho cultural que no es solo turístico, sino también recreativo” y, de ese modo, podrán atraer a más visitantes.

Por su parte, el intendente Hugo Salazar subrayó que “es una fiesta más que importante, que busca mantener el origen, las tradiciones del arriero, respetando la realidad de cómo arrancó la fiesta, porque transmite nuestra esencia”. El mandatario local agradeció la presencia y el acompañamiento de las autoridades provinciales “que resaltan la importancia de este encuentro popular” y recordó las palabras del gobernador Omar Gutiérrez cuando dijo que “hay que trabajar para que los pueblos salgan adelante”.

Desarrollo del acto

Con motivo de realizarse la 25° edición de la fiesta, durante el acto se entregó un reconocimiento a la familia de Ermenia Inostroza de Barros, por ser quien luchó desde un principio para que los arrieros de la zona tuvieran esta fiesta, que se ha convertido en el mayor reconocimiento a su labor cotidiana.

Además, se entregaron presentes y se realizó un reconocimiento a los que participan de la organización de la fiesta, entre ellos, la Agrupación Gaucha Grandes Carrizales. También el ministro Brillo y el intendente intercambiaron presentes de cortesía. La fiesta contó con la presencia del diputado provincial Ramón Soto, entre otras autoridades.