Desde el ente provincial se solicitó hacer un uso responsable del agua.

Personal técnico operativo del Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) realizó hoy movimiento de válvulas para equilibrar la presión en la red que abastece al barrio 101 viviendas en Junín de los Andes y normalizar así el servicio.

El sector posee red de agua potable conectada al acueducto principal que abastece a Junín de los Andes, pero experimenta problemas de presión que responderían, en parte, a un uso irracional del agua por parte de algunos usuarios, según denuncias de los propios vecinos del barrio. Por tal motivo, se debió equilibrar la presión a través de ajustes en las válvulas.

En ese contexto, desde el EPAS se solicitó hacer un uso responsable del agua, por ejemplo, usar baldes en lugar de manguera para regar y lavar los autos, y hacerlo durante las horas de menor consumo.