Entregaron viviendas en la ciudad de Neuquén

octubre 2, 2009

Este viernes al mediodía se realizó el acto en el que se entregaron las llaves a beneficiarios de 39 casas correspondientes al Programa Federal de Construcción de Viviendas.

web-entrega-de-viviendas_4911.jpg

Estuvieron presentes la ministra de Hacienda y Obras Públicas, Esther Ruiz; y el ministro de Gobierno, Trabajo, Justicia y Derechos Humanos, Jorge Tobares.

Este viernes se entregaron 39 casas correspondientes al Programa Federal de Construcción de Viviendas que financia la subsecretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda de la Nación y co-financia la provincia a través de la Agencia de Desarrollo Urbano Sustentable. Las viviendas están emplazadas en el denominado Lote Z1.

Las viviendas quedaron en custodia de sus beneficiarios, hasta tanto se finalice la ejecución de la infraestructura básica. El acto, que se realizó frente a una de las viviendas, estuvo presidido por la ministra de Hacienda y Obras Pública, Esther Ruiz; y el ministro de Gobierno, Trabajo, Justicia y Derechos Humanos, Jorge Tobares.

La ministra Ruiz en su discurso indicó que “es función del funcionario de turno, bregar por obtener aquellos recursos necesarios para satisfacer las necesidades de la ciudadanía. Crisis mediante, fondos mermados, se ha hecho el esfuerzo y se pone todo el esfuerzo para terminar las obras iniciadas”.

Destacó que “más allá de quienes ocupemos los cargos que ocupamos, las necesidades de la gente tienen que, de manera inmediata o con dedicación permanente” ser atendidas, porque “hay muchas necesidades, hay mucha gente con carencia, la vivienda es una, la educación es otra y la salud termina cerrando el círculo”.

La ministra agradeció la invitación para compartir la entrega de las viviendas y sostuvo que “juntos con el diálogo, y juntos con la actitud de construir, podemos seguir haciendo”.
Por su parte, el ministro Tobares saludó a los presentes en nombre del gobernador Jorge Sapag y realizó un reconocimiento “a todos aquellos que de alguna u otra manera han hecho posible esta realidad”.

Consideró que “el derecho a la vivienda, es un derecho esencial, es un derecho fundamental, es un derecho que garantiza fundamentalmente la dignidad y permite proyectar la vida personal, la vida familiar y fundamentalmente el arraigo de un sentido de pertenencia a un barrio, a un territorio, y seguramente dentro de poco tiempo queremos en este espacios, los espacios verdes que tan necesarios son para el esparcimiento”.

“Queremos darle a los neuquinos la tranquilidad, la fortaleza y las convicciones que tiene esta gestión, de garantizar fundamentalmente el arraigo, la identidad, el sentido de pertenencia, y la capacidad, aún en contextos de dificultades de dar respuestas a demandas tan sentidas”, dijo Tobares a los vecinos.

Las viviendas

La ejecución de las unidades habitacionales estuvo a cargo de empresas regionales vinculadas al rubro de la construcción. El proyecto de las viviendas se elaboró de acuerdo a las reglamentaciones y características edilicias. Están desarrolladas en una planta y cuentan con cocina, comedor, baño y dos dormitorios, con una superficie cubierta de 49 metros cuadrados.

El programa de Créditos Individuales Mancomunados que posee la Agencia de Desarrollo Urbano Sustentable incluirá los créditos hipotecarios que en esta oportunidad benefician a los vecinos adjudicatarios de estas viviendas.

Además de las llaves de las viviendas, se entregaron 18 libros del programa Libros y Casas, que impulsa la secretaría de la Cultura de la Nación.

Durante el acto, el vecinalista Heriberto Chureo expresó su satisfacción por contar con la presencia de las autoridades, mencionó los métodos de protesta y bregó para que el gobierno de la provincia siga apostando a la obra pública y a la construcción de la vivienda.
Estuvieron presentes el diputado provincial José Russo, el presidente del Instituto Provincial de Vivienda y Urbanismo y de la Agencia de Desarrollo Urbano Sustentable (ADUS), Teodoro Aspesi; el vicepresidente del IPVU, Marcelo Sampablo; el gerente de la ADUS, Rodolfo Kaiser; y subsecretarios del gabinete provincial.

ADUS e IPVU

El titular de la ADUS y el IPVU Teodoro Aspesi, por su parte, informó que este es un plan de vivienda que “se ha ejecutado con una unidad intermedia, que es la cooperativa Perito Moreno, que contempla 200 viviendas como plan general. A medidas que se avanza en la obra, lo que se hace son entregas parciales a los legítimos adjudicatarios, a los efectos de que ya puedan tener sus instalaciones y puedan tener el cuidado y tenencias de las mismas”.

Especificó que todavía faltan 70 viviendas para terminar, “por lo que estimamos seis meses más de trabajo para terminarlas y faltan algunos nexos de infraestructura de servicios”. Las plateas sobre las que están asentadas las casas tienen previsión para la instalación de cloacas para todo el barrio y servicio de electricidad y agua “de manera tal de conformar viviendas totalmente habitables y cambiar el perfil de una zona de la ciudad”, dijo.

El funcionario se refirió a las áreas que recientemente tiene a su cargo y aseguró que “nos encontramos con una situación de demoras de tramitaciones de gestiones con respecto al gobierno nacional, a efectos de que nos lleguen fondos para darle continuidad efectiva a todos estos planes”.

Indicó que por esta razón el gobierno provincial realiza “un esfuerzo importante para poder ir cubriendo esos baches hasta que podamos regularizar la situación con el gobierno nacional”.

En este momento hay en construcción 1200 viviendas, “es un número importante y pensamos en función de la incorporación del Plan Federal Reconvertido, que entraría en funcionamiento el próximo año incorporar 2500 a 3000 viviendas más”, indicó.

“Los objetivos que nos hemos puesto son que en el transcurso de este año se ponga al día y se regularice toda la gestión atrasada para realmente ya el próximo año poder encarar con toda la situación con Nación saneada, en los nuevos planes de vivienda”, explicó.

Finalizado el acto, las autoridades presentes, acompañados por los vecinos recorrieron la zona, en donde se realizan además trabajos de amanzanamiento y de apertura de calles, para continuar avanzando en la construcción de viviendas.