En 2009 cayeron los ingresos por regalías hidrocarburíferas de Neuquén

marzo 2, 2010

En relación a 2008, hubo una baja en la producción y en los precios tanto de petróleo como de gas. No obstante, la recaudación subió por el canon extraordinario de la renegociación de las concesiones. Durante la extensión hasta el 2027, ingresarán 6 mil millones de dólares de inversiones.

Según el balance anual que presentó la subsecretaría de Hidrocarburos, Energía y Minería este lunes 1º de marzo, en 2009 disminuyeron los ingresos por regalías hidrocarburíferas de la provincia, de la mano de una menor producción y precios más bajos a los de 2008. La caída interanual fue del 5,1 por ciento en petróleo y del 0,53 por ciento en gas. Sin embargo, la recaudación fue superior por el cobro del canon extraordinario que se acordó con las empresas durante la reciente renegociación de las concesiones.

En el informe subrayan además que, con la extensión de los contratos hidrocarburíferos hasta el 2027, las firmas comprometieron planes de inversión en la provincia por un total de 6.389 millones de dólares. Añaden que las 31 concesiones renegociadas representaron ingresos adicionales para Neuquén “de 123,7 millones de pesos por Acuerdos Transaccionales, 17, 6 millones de pesos por el Impuesto de Sellos y, por el pago de Áreas, 318,5 millones de dólares”.

Informan también que, en concepto de canon extraordinario de producción, hasta el final de las concesiones, ingresarán a la provincia 187,8 millones de pesos.

Menor producción y precios bajos

En el escrito, las autoridades de la subsecretaría detallan que el año pasado la producción de petróleo en Neuquén fue de 8,27 millones de metros cúbicos (m3), lo que implica una baja respecto al 2008 del 9,1 por ciento. En el caso del gas, la baja en la producción de 2009 en relación al año anterior fue similar: 9,9 por ciento, dado que se obtuvieron 21.890 millones de metros cúbicos de este recurso.

El valor de boca de pozo para la liquidación de regalías también resultó menor durante 2009 en comparación con 2008 tanto para el petróleo como para el gas, según la información de la subsecretaría. En el primer caso, el precio promedió los 44,85 dólares por barril de crudo, lo que significó una caída de 3,5 por ciento. En cuanto al gas, el precio promedio del año pasado fue de 2,12 dólares por millón de BTU, representando una disminución del 1,4 por ciento respecto al año anterior.

En el informe indican que, con ese panorama, en 2009, los ingresos por regalías y reclamos petroleros “alcanzaron 965 millones de pesos, que significan una caída del 5,1 por ciento respecto al ejecutado en el año 2008″, aunque “la misma se compensó por los ingresos provenientes del canon extraordinario de producción (3 por ciento), que sumaron 121 millones de pesos”. Especifican que, al tomar en cuenta este concepto, la suma “totaliza 1.086 millones de pesos, representando un aumento del 6,7 por ciento en relación a lo ingresado en el año 2008″.

Lo mismo sucedió con los ingresos por regalías y reclamos gasíferos que, según el escrito, el año pasado “alcanzaron 757 millones de pesos, que significan una caída del 0,53 por ciento respecto al ejecutado en el año 2008″, pero esa baja “se compensó por los ingresos provenientes del canon extraordinario de producción (3 por ciento), que sumó 66 millones de pesos”. Aquí, “la suma total de ambos conceptos totaliza 823 millones de pesos, representando un aumento del 8,7 por ciento en relación a lo ingresado en el año 2008″, explican.

Desde la subsecretaría señalan que las reservas comprobadas de petróleo también han disminuido. Según datos de 2009, “se ubican en 56,6 millones de m3, representando una caída del 11 por ciento respecto al año anterior”. Lo mismo sucede con las reservas comprobadas de gas, estimadas el año pasado en “159.300 millones de m3, experimentando una disminución del 9 por ciento”.

En el escrito, las autoridades afirman que las reservas comprobadas de petróleo y gas “garantizan un horizonte de producción del orden de los 7 años para petróleo y gas en cada caso, siendo éste un valor mínimo y dinámico”.

En el informe también se detallan los ingresos de la provincia durante 2009 por el pago de cánones de áreas hidrocarburíferas, correspondiente a 102 permisos de exploración y concesiones de explotación (sobre 139 áreas). Por este concepto, precisan, se recaudaron 60,5 millones de pesos y, por pagos de servidumbres hidrocarburíferas, otros 0,8 millones de pesos.

Ingresos extraordinarios por la renegociación de concesiones

Desde la subsecretaría de Hidrocarburos, Energía y Minería relatan que, durante los primeros meses de 2009, se abocó al proceso de renegociación de las concesiones otorgadas por el gobierno nacional, celebrando acuerdos transaccionales y de renegociación de catorce áreas con las firmas: Petrolera Entre Lomas, Apache Energía Argentina, Capex, Pan American Energy y Total Austral Sucursal Argentina.

“De esta manera, se llevan renegociadas 31 concesiones de explotación, que le representaron a la provincia ingresos adicionales de 123,7 millones de pesos por Acuerdos Transaccionales, la suma de 17,6 millones de pesos por Impuesto de Sellos, por pago de Áreas, 318.5 millones de dólares y, en concepto de Canon Extraordinario de Producción, 187,8 millones de pesos”, destacan en el balance. Agregan luego que, “en materia de inversiones hasta el final de las concesiones, se lograron planes por 6.389 millones de dólares”.

Otra consecuencia de las renegociaciones que recalcan es la formalización de acuerdos con las compañías para “consolidar los alcances y mecanismos de control de la actividad hidrocarburífera en materia de inversiones, mediante la conformación de grupos de trabajo que efectuarán verificaciones físicas, conjuntamente con auditorías contables de dicha información sobre inversiones presentadas por las empresas”.

“También, en el marco de las facultades que las Leyes 17319 y 26197 le otorgan a la autoridad de aplicación, se inició un programa de exposiciones a cargo de las empresas operadoras de la provincia, en el que se requirió la presentación de los proyectos de inversión para el año 2010, más sus planes y políticas en materia de exploración y desarrollo de hidrocarburos”, añaden.

Aclaran que, a lo largo del 2009, enviaron a la Legislatura los informes de avance de las renegociaciones, detallando las inversiones y erogaciones efectuadas por las empresas en el primer y segundo cuatrimestre del año.

Perspectivas del área para 2010

El balance de la subsecretaría incluye un repaso de las acciones iniciadas en 2009 que continuarán durante el presente año, con posibles logros a mediano y largo plazo. Entre otras, destacan la implementación del programa Gas Plus, los reclamos para mejorar el valor en boca de pozo de los hidrocarburos y los proyectos iniciados con las empresas provinciales Hidrocarburos del Neuquén (Hidenesa) y Gas y Petróleo del Neuquén (G&P).

Por un lado, las autoridades mencionan que seguirán las “sucesivas gestiones” del gobierno neuquino ante la Nación en reclamo de una recomposición del precio del gas natural en boca de pozo. “Durante el año 2009, este precio fue incrementando gradualmente en los segmentos industrial y eléctrico, quedando pendiente el sector residencial”, advierten y recuerdan que, junto con el aumento al sector eléctrico, quedó establecido “un sendero de precios en incremento para aquel gas que se destine como insumo a la generación”.

En cuanto al programa Gas Plus, aprobado el año pasado por el gobierno nacional, indican que “la presentación de numerosos proyectos en la Secretaría de Energía de la Nación y la aprobación de alrededor de 13 de los mismos en la provincia demuestran lo acertado de la propuesta neuquina, que permitirá el desarrollo adicional de muchos yacimientos que se encontraban en su etapa final”.

Señalan también que en 2009 se compró un 0,5 por ciento de acciones de la empresa estatal Enarsa, “a los fines de participar de los objetivos empresarios de esta empresa nacional”, lo que permitió un acuerdo de asociación con esa firma nacional en 2010, a través de G&P, “a los efectos de perforar un pozo exploratorio en el área provincial Aguada del Chañar”.

Otro punto que se destaca es la primera ronda licitatoria de 13 áreas provinciales a fines del año 2009, que convocó G&P. Recalcan en el informe que esta empresa se creó para “participar activamente en promoción y desarrollo de las áreas de hidrocarburos en la provincia” y que, con su aparición, se logró una división de tareas, dejando que Hidenesa se dedique principalmente a “la distribución y subdistribución de gas natural y licuado por redes”.