El primer inventario de Bosque Nativo del Neuquén ya está en marcha

noviembre 2, 2011

Se estudian metodologías especiales para determinar también el estado de conservación y uso del bosque.

El ministerio de Desarrollo Territorial informó que ya están en marcha los trabajos preliminares que permitirán llevar adelante en el verano las tareas de campo del Primer Inventario de Bosque Nativo de la provincia del Neuquén.

Técnicos y profesionales del Centro de Investigación y Extensión Forestal Andino Patagónico (Ciefap) con sede en Esquel trabajan actualmente en la determinación de las metodologías a utilizar en este inventario, que apunta principalmente a conocer la magnitud real del bosque nativo y evaluar los servicios ambientales del mismo.

También participan los profesionales del asentamiento universitario San Martín de los Andes de la Universidad Nacional del Comahue (UNCo), junto a otros especialistas contratados especialmente para esta tarea. 

Otro de los objetivos es estudiar la capacidad en cuanto a productos maderables y no maderables y los volúmenes que se extraen de áreas productivas. También apunta a conocer el estado de conservación y uso actual, junto con las expectativas posibles. El fin último es adoptar políticas que permitan seguir obteniendo beneficios de las masas boscosas de manera sustentable y a perpetuidad.

Este primer inventario de bosque nativo del Neuquén es uno de los cinco proyectos que la provincia presentó y fueron aprobados de acuerdo con la resolución 256 de la secretaría de Ambiente de la Nación, en el marco de la Ley Nacional de Bosques 26.331. En este aspecto, para el primer año de ejecución de este proyecto se dispone de 859 mil pesos.

La tarea de campo se desarrollará sobre toda la jurisdicción provincial donde existe bosque nativo, que alcanza una superficie de 540 mil hectáreas, exceptuando los parques nacionales que se encuentran en Neuquén. Se espera la natural adhesión por parte de los propietarios de tierras en las que se debe trabajar, ya que su colaboración en cuanto a la facilitación del ingreso a los predios resulta clave para el éxito de las tareas.

El mapeo que se desprenderá de esta labor será llevado a una escala de 1 en 30 mil, lo que implica un nivel de detalle muy superior al del inventario nacional -escala de 1 en 100 mil-, que empezó en 2000 y terminó en 2004. Con este inventario nacional se trabaja hoy para adoptar las políticas referidas a los bosques neuquinos. En este relevamiento provincial se incorporará también al mapeo el área fiitogeográfica del monte que se ubica en el norte de Neuquén.

Este inventario de bosque nativo es el primero que se trabaja en la provincia a lo largo de la historia. Las tareas están a cargo de la coordinación de Política Forestal de la dirección de Gestión de Bosque Nativo, dependiente del ministerio de Desarrollo Territorial.