A través del Iadep, se desembolsaron 2.951.328 pesos correspondientes a cinco proyectos presentados por Corfone SA Campo Aro del Pino, Primeros Pinos SA, municipalidad de Huinganco, Agrupación Atreico y AFR Pichi Neuquén y Manzano Amargo. Es para la plantación de nuevas superficies forestales y el manejo de otras existentes.

El gobierno provincial, a través del Instituto Autárquico de Desarrollo Productivo (Iadep) en su carácter de agente financiero y en cumplimiento del Programa de Incentivo Forestal, entregó incentivos para productores de la provincia por 2.951.328 pesos.

Los aportes fueron destinados a Huinganco, Aluminé, Primeros Pinos, Pichi Neuquén y Manzano Amargo y gestionados por la autoridad de aplicación de la ley, que es el ministerio de Producción e Industria. La cartera productiva y el Iadep han logrado que se pueda efectivizar la gestión, incluso en este contexto.

El Régimen de Incentivo Forestal -creado por la ley Provincial Nº 2482 y modificado por la ley N° 2606- tiene como objetivo mantener e incrementar la actividad forestal y paliar el déficit ocupacional.

Se divide en distintos programas según destinatarios y tareas a realizar. Contempla aportes no reintegrables por plantas colocadas y alambrado construido, para solventar los costos de esas tareas en forestaciones comunitarias, sean municipios, comisiones de fomento, asociaciones de fomento rural y/o agrupaciones mapuche.

También se otorgan por alambrado para pequeños productores, en cuyo caso las plantas son aportadas desde los viveros provinciales; por planta colocada para medianos y grandes forestadores y para cubrir labores de poda y raleo.

El director del Iadep, Claudio Garretón expresó que “se asiste a este programa en la medida de su disponibilidad financiera. Por ello, se destaca la devolución responsable de los créditos, ya que a partir de las cobranzas el organismo puede seguir apoyando el desarrollo de estas actividades en la provincia del Neuquén”.