Funcionarios provinciales dieron a conocer hoy que en acuerdo general de ministros se tomó la decisión de otorgar el aumento de salarios a los docentes según el incremento automático trimestral, en equidad con el resto de los trabajadores del Estado.

El gobierno de la provincia tomó la decisión de otorgar por decreto Nº 0556/18 el aumento salarial al sector docente, de acuerdo con la actualización automática trimestral que marca el Índice de Precios al Consumidor (IPC) y “en un marco de igualdad y equidad con el resto de los sectores de la administración pública provincial, que garantiza el poder adquisitivo frente a la inflación”, según informaron autoridades provinciales.

Los ministros de Trabajo, Desarrollo Social y Seguridad, Mariano Gaido; de Deporte, Cultura, Juventud y Gobierno, Juan Pablo Prezzoli y de Educación, Cristina Storioni detallaron esta mañana en conferencia de prensa que los aumentos correspondientes se liquidarán y pagarán mañana a todos los docentes con el correspondiente aumento y actualización.

En paralelo, el ministerio de Educación diseñará todo un cronograma de acciones analizando un menú de posibilidades para trabajar e implementar rápidamente para el recupero de días sin clases. Entre las medidas a analizar se incluye: reemplazar las jornadas de actos y conmemoraciones por dictado de clases; la reformulación del Período de Orientación Educativa conocido como POE, para que inicie más tarde y no como estaba programado en el calendario escolar para el 26 de noviembre; que las mesas de exámenes a los estudiantes se tomen sin suspensión de clases; elaborar documentos que establezcan las prioridades de los núcleos de conocimiento; reducir de forma parcial las jornadas institucionales y también extender la jornada escolar en general, entre otros aspectos.

El ministro Prezzoli destacó que “se decidió decirle sí a la igualdad y a la equidad de los trabajadores, decirle sí a la garantía del poder adquisitivo del salario de los docentes” y destacó que “frente a la negativa y el rechazo de la dirigencia gremial de la Asociación de Trabajadores de la Educación de Neuquén (ATEN) a la propuesta formulada por el gobierno, decimos sí al derecho a la educación, decimos sí al interés superior de los niños, niñas y adolescentes que tienen el derecho de acceder a la educación, que tienen derecho a que sus maestros estén en las aulas brindándoles el acceso al conocimiento en un mundo cada vez más competitivo y exigente”.

“Se agotaron todas las instancias y para ello hemos trabajado arduamente”, aseveró Prezzoli y agregó que “valoramos, priorizamos y defendemos el diálogo como herramienta para la resolución de todas las dificultades y controversias. Pero la decisión se toma mirando el interés superior de las infancias y en virtud del interés general, porque no pueden primar los intereses sectoriales y, menos aún, cuando dichos intereses responden a una interna sindical”.

El ministro Gaido indicó que “es importante destacar que el decreto conforma todas las actas de acuerdo de todos los sectores gremiales que suscribieron la misma (UPCN, ATE y Viales)” y “se transforma en una herramienta fundamental para que mañana los trabajadores de la educación tengan liquidados los salarios”.

Ratificó que “por supuesto que los sueldos van con descuento. Lo hemos dicho desde el primer día. Día que no se trabaja, día que se descuenta. Es un derecho y una obligación legal del área de Recursos Humanos de la Provincia llevar adelante esa metodología”.

Confirmó que “el diálogo permanece abierto” porque “tenemos un acuerdo con todos los sectores gremiales; tenemos actas acuerdo con tres de los cuatro gremios; tenemos una propuesta y ha quedado a las claras en la opinión pública que existe una interna sindical. El gobierno debe apartarse de esa situación y llevar adelante la viabilidad de un incremento en razón de la equidad, de los estudiantes y con el diálogo permanente y abierto”.

Por último, aclaró que el Estado neuquino “le dice sí al diálogo, le decimos sí a seguir reuniéndonos todas las veces que sean necesarias. Pero necesitamos -por equidad hacia más del 85 por ciento de los trabajadores que han prestado sus funciones normal y habitualmente frente a las aulas- decirle sí a la situación docente de que todos los trabajadores de la administración pública cobren con el mismo índice inflacionario”.