En declaraciones periodísticas, Jorge Sapag aseguró que “tenemos por delante una oportunidad fenomenal porque el epicentro del gas y del petróleo no convencional está en toda esta zona e involucra a las provincias de Río Negro y Neuquén”.

Desde San Patricio del Chañar y en rueda de prensa, el gobernador Jorge Sapag coincidió con el vicegobernador de Río Negro, Ariel Rivero, en que el desarrollo de la industria hidrocarburífera debe ser para las dos provincias y beneficiar a toda la región. “Tenemos por delante una oportunidad fenomenal, ya que el epicentro del gas y del petróleo no convencional está en toda esta zona”, aseguró.

Sapag aseveró que “los neuquinos nos equivocaríamos si desarrollamos este potencial que tiene la Provincia del Neuquén en materia de gas y de petróleo para una sola ciudad. Si por capricho o improvisación pusiéramos en marcha todo este potencial para una sola ciudad y a espaldas del resto de la región o de la Provincia, sería un error tremendo”.

Agregó que “Neuquén es un territorio chico en cuanto a superficie pero rico o grande en cuanto a recursos, en el cual estamos calificados segundos en el mundo en cuanto a reservas de gas no convencional y cuartos a nivel mundial en reservas de petróleo no convencional, entonces el crecimiento debe ser regional”. Y reafirmó que “cometeríamos el mismo error que históricamente se hizo sobre ciudades petroleras sin tomar en cuenta la infraestructura global o regional”.

Detalló que “esto debe ser un desarrollo programado y equilibrado sobre toda la región, sobre las dos provincias de Río Negro y Neuquén y sobre las localidades de Añelo, San Patricio del Chañar, Vista Alegre, Centenario, Plottier y Neuquén capital; y también sobre la otra línea de producción, sobre la ruta provincial Nº 17, esto es, Cutral Co, Plaza Huincul y toda su zona de influencia”.

Subrayó que “tenemos por delante una oportunidad fenomenal porque el epicentro del gas y del petróleo no convencional está en toda esta zona, por lo tanto debemos planificar un crecimiento equilibrado y armónico y apoyado en varias ciudades para permitirle oportunidades de trabajo a todas las ciudades, sin ser patrimonio de ninguna en particular o de una sola”.

Relató que “esta industria generó y generará en los últimos dos años, desde enero de 2013 a diciembre de 2014, unos 5.000 nuevos puestos de trabajo, solo en petróleo y gas. A eso sumemos los 2.000 puestos de trabajo que generó la industria de la construcción”.

Y sumó que “por eso debemos hacer y generar más capacitaciones en todos y cada uno de los municipios; mientras que los gobiernos locales y el provincial debemos trabajar para que toda esta gente que se especializó, sea tomada y ubicada por las empresas, para que cumplan con el compromiso de incorporar a trabajadores locales capacitados y especializados de la zona y de la provincial del Neuquén”.

Para finalizar, Sapag ratificó que “nosotros creemos en la economía de la responsabilidad social con valor compartido y en la economía social de mercado que hace que, distintas realidades económicas, puedan confluir en el progreso, con inclusión y con estabilidad. Nosotros queremos lograr progreso, inclusión social, diversificación económica, energías alternativas y estabilidad económica. Hasta que los argentinos no logremos estabilidad económica vamos a tener problemas y discusiones todos los días. En una economía inestable como la nuestra, estamos a diario discutiendo sobre salarios y precios y eso es inhumano y perverso”.