La entidad que agrupa a los gimnasios y natatorios solicitó se declare a la actividad física y al deporte como actividades esenciales.

Tomando como base un trabajo de investigación sobre la práctica de actividad física durante siete meses de las fases de aislamiento y distanciamiento preventivo social por la pandemia del Covid-19 que llevó adelante el Ministerio de Deportes, la Cámara de Gimnasios, Natatorios y Afines de la Provincia del Neuquén presentó a fines de enero un documento para que se declare de interés a la actividad física y el deporte considerándolas actividades esenciales.

El documento denominado “La actividad física y el deporte como actividades esenciales: fundamentos y metodología” surgió del mencionado relevamiento que sobre 5.031 habitantes de nuestra provincia y del Alto Valle, realizó el equipo técnico del ministerio entre el 20 de marzo y el 21 de septiembre del 2020 y para lo cual se tuvo como eje, los cambios producidos en hábitos de vida básicos con relación a la actividad física, la alimentación, el sueño, la actividad laboral o escolar, como así también las experiencias y las emociones.

El informe detectó datos alarmantes respecto del bajo nivel de adherencia a la actividad física y sus consecuencias en relación a la salud de personas de todos los grupos etarios.

En concordancia con los datos mundiales de la UNESCO -a través del cual se resalta que la cuarta parte de la población mundial tiene una condición de salud subyacente que aumenta la vulnerabilidad frente al virus-, se puso de relieve la importancia que reviste como factor de prevención la realización de actividades físicas con valor de resguardo de la buena salud y la capacidad de recuperación física, mental, social y económica de la población.

La inactividad física puede considerarse ahora como una pandemia paralela, que contribuye a 5 millones de muertes prematuras al año, al tiempo que han aumentado exponencialmente los problemas de salud mental durante la pandemia, especialmente entre los jóvenes.

En este contexto la actividad física se presenta como una solución de alto impacto y bajo costo para desarrollar hábitos deportivos.

El documento que se presentó a finales del mes pasado propone un plan con líneas de acción concretas para trabajar en forma mancomunada entre todos los actores del ámbito deportivo, tanto públicos como privados.

El Ministerio de Deportes continúa de esta manera delineado una política de Estado donde las actividades físicas y el deporte, se presentan como agentes formadores integrales y protectores de la salud, ampliando los alcances de la propuesta previa al COVID 19 y de cara al periodo post-pandemia.