Se trata de una propuesta educativa de verano que apuesta a contribuir en la disminución de la repitencia y el abandono escolar de los niños que asisten a escuelas primarias públicas de la provincia. Comenzará el 14 de enero. 

El próximo lunes 14 de enero comenzará a implementarse un programa de apoyo escolar destinado a alumnos de escuelas primarias públicas de la provincia.

El objetivo es acompañar el trabajo escolar mediante la intensificación de contenidos curriculares, el fortalecimiento familiar y la realización de actividades recreativas complementarias.

La propuesta está enmarcada en una modalidad de educación no formal que priorizará la asistencia a alumnos de primaria. Será un espacio de atención integral a niños y niñas de 6 a 14 años, para acompañarlos en la profundización del aprendizaje y aprehensión de los contenidos. Esta iniciativa estará a cargo de la dirección provincial de Becas, Programas y Proyectos.

Se formarán cuatro grupos de 30 alumnos como máximo; el primero de ellos estará integrado por las escuelas 67 y 103; el segundo por las escuelas 20 y 260; el tercero por los colegios 336, 311, 312 y 347; y el cuarto por las escuelas 354 y 356.

Las actividades se desarrollarán en cada nucleamiento de lunes a jueves. Serán cuatro estímulos semanales de cuatro horas diarias, divididos en dos módulos de dos horas cada uno, el primero estará destinado a las clases de apoyo específicas y el restante para recreación.