Día Mundial contra el Cáncer

febrero 3, 2010

Se celebra todos los años el 4 de febrero, y es organizado por la Unión Internacional contra el Cáncer y sus organizaciones miembros.

“El cáncer también puede prevenirse” es el lema de la campaña global que lanzó la Unión Internacional contra el Cáncer (UICC) para crear mayor conciencia sobre la prevención del cáncer y la posibilidad de reducir el riesgo de contraer la enfermedad, mediante la adopción de hábitos saludables, informó el ministerio de Salud de la Provincia del Neuquén.

Entre las medidas simples a implementar se encuentra: no fumar, alimentarse de modo saludable, realizar ejercicio con regularidad y moderar el consumo de alcohol. La Organización Mundial de la Salud (OMS) remarcó que el tabaquismo es la principal causa evitable de cáncer en el mundo.

El Día Mundial contra el Cáncer se celebra todos los años el 4 de febrero, y es organizado por la UICC y sus organizaciones miembros, junto con el apoyo de la OMS y sus principales asociados. La UICC fue fundada en 1933 y posee más de 300 miembros distribuidos en África, América, Asia-Pacífico, Europa y Medio Oriente.

Situación nacional

El ministerio de Salud de la Nación comunicó que según las estadísticas oficiales, “en Argentina los tumores malignos constituyen la principal causa de muerte entre los 35 y 64 años, y la segunda en los grupos de 5 a 34 años, y mayores de 64″.

El ministro de Salud de la Nación, Juan Manzur, dijo que “hay cánceres que se pueden prevenir y también es posible curarlos”. De esta manera adhirió a la iniciativa mundial, que este año focaliza en el hecho de que el 40 por ciento de los cánceres podría evitarse con acciones sencillas.

Situación provincial

En la provincia del Neuquén, desde el año 2000 al 2008, los tumores malignos representan la primera causa de muerte, constituye entre el 25 y 28 por ciento de todas las defunciones durante dicho periodo.

Por ese motivo y en cumplimiento la ley 2080 -promulgada en el 1994-, en diciembre del 2009 se creo el Registro Provincial de Tumores.

Su puesta en marcha significa la existencia de una planificación provincial específica en materia oncológica. Se trata de una herramienta para recepcionar, registrar, codificar y analizar los datos y la situación epidemiológica provincial. Permitirá conocer la magnitud del evento, determinar los requerimientos de los servicios de atención, orientar las medidas de prevención en grupos de riesgo, y fortalecer la acción de los servicios, planes y políticas sanitarias.