El ministro de Energía y Recursos Naturales, Alejandro Monteiro, precisó detalles de los puntos acordados en el Consejo Federal de Energía.  

Luego de su participación en la reunión del Consejo Federal de Energía, el ministro de Energía y Recursos Naturales, Alejandro Monteiro, precisó detalles de los puntos acordados. Explicó que en primer lugar y para atenuar el impacto en los bolsillos de los usuarios, se acordó “permitir la postergación del pago a tasa subsidiada del 25% del monto de las facturas emitidas durante los bimestres de mayor consumo – entre 1 de Julio y hasta el 31 de Octubre-, de este año, a los bimestres de menor consumo (desde noviembre de este año a abril del 2019); de manera de aplanar un poco el valor de las facturas y que no tenga el pico estacional del consumo de invierno”.

El segundo punto que se abordó fue la posibilidad de postergar durante dos meses, mayo y junio, la implementación de la nueva tarifa social del servicio de gas natural, y abordar de manera conjunta nación y provincia el costo fiscal. “Esto implica para Neuquén un costo de 6.5 millones de pesos y beneficia a un total de 26.300 usuarios, esto es el 15 ciento del total”; señaló Monteiro.

Sobre la tarifa social explicó que hasta hoy “los usuarios que cumplían con los requisitos para estar dentro del padrón de tarifa social, pagaban solamente un cargo fijo y la tarifa de transporte, no pagaban el gas que consumían”; en tanto que el nuevo esquema dela tarifa social, establece rangos de consumo (tramos): “Un primer rango para quienes se les subsidia el servicio de gas natural en un cien por ciento; el segundo rango a quienes se les subsidia el gas en un 75 por ciento, y un tercer rango que abonaría la totalidad del consumo”. Y destacó que “este nuevo esquema se acompaña de una fuerte campaña de difusión sobre estas modificaciones y de prácticas para hacer un consumo responsable de gas natural”.

Por último, en el Consejo se acordó la revisión de aquellos impuestos, tasas o cargos que están incluidos en la factura de los servicios públicos y que no tienen relación con el servicio que se está prestando. En este punto, Monteiro señaló que “acompañamos la iniciativa a los fines de que el usuario pueda saber claramente cuanto está pagando por el servicio público”.

Aclaró que si bien la provincia del Neuquén no cuenta con dichos gravámenes en sus servicios públicos; sí lo hacen algunos municipios neuquinos. A modo de ejemplo, mencionó lo que sucede con la tarifa eléctrica en la ciudad de Neuquén, “donde el usuario, del monto que abona, un 13 por ciento son cargos que ha creado el municipio y no tienen que ver con el servicio, un porcentaje que reduciría un 13 por ciento el costo de su factura”.

Ante esta y otras situaciones que se presentan en algunas localidades del interior, “solicitamos que esta revisión la realicen todos y cada uno de los municipios evaluando la eliminación de dichos cargos, de manera que el usuario tenga plena claridad de lo que le cuesta el servicio público”.

Por último, Monteiro argumentó que estos nuevos montos en los servicios responden a una actualización de tarifas. “Los servicios públicos se cobraban sin considerar el costo que conlleva su prestación y lo cierto es que si no se actualizan las tarifas, no subsisten”, señaló.